Glorie Alozie, que ha quedado eliminada del Mundial a las primeras de cambio en la prueba de los 60 metros vallas, ha declarado ver “muy fuerte” a su compañera Josephine Onyia.

Asimismo reconociá que no le gusta correr por la mañana.

“Es una pena, pero qué le voy a hacer. He hecho mi mejor marca del año pero no ha sido suficiente. No he tenido suerte porque empecé el año preparándome muy bien, pero las lesiones no me han permitido llegar aquí como quería”, declará.

Ahora la velocista se centrará en su otro gran objetivo de la temporada, los Juegos.

Escribir respuesta

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.