bekele29076

Si el Pisuerga pasa por Valladolid, el río Ebro pasa por Zaragoza, pero por la capital aragonesa, lamentablemente, no acudirán este año los mejores atletas del mundo. El Guerrouj, Bekele (en la foto realizando un espectacular registro), Mutola, Lebedeva o Spotakova son algunos de los ejmplos de atletas que han estado en el anillo o en el pasillo de saltos y lanzamientos de la pista donde se disputaba el GP Gobierno de Aragón. ¿Y ahora qué?

Ahora lo que toca es esperar. Esperar a que lleguen los Europeos de Barcelona a finales de julio, y que las medallas empiecen a caer por doquier. La ‘medallitis’ acuñada por Manolo Martínez sólo se cura con educación y cultura deportiva. Pero se puede camuflar con la obtención de más medallas. El tiempo que se ha dedicar a educar a una sociedad en una cultura deportiva es mucho mayor que el que se destina con el ‘monstruo’ de las medallas que todo lo devora.

Todos –los que estamos en esto- sabemos la diferencia entre una medalla en unos Europeos o en unos Mundiales y Juegos (salvo en algunas pruebas donde el nivel es prácticamente similar), y por suerte (por desgracia más bien), se podrá vender el éxito de los españoles ante la densidad de preseas que cuelguen sobre los cuellos de nuestros atletas. Quizás ahí volverá de nuevo el GP de Aragón. Pero será pan para hoy, hambre para mañana. Será una cuestión de viento: viene y va. Y en este 2010 el viento del moncayo (el aire por tierras zaragozanas) está en contra. Esperemos que pronto sople a favor. Aunque sea cierzo…

Escribir respuesta

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.