Con un bronce olímpico oficialmente colgado en su cuello, Manolo Martínez (León, 1974) acude a la Copa de Europa de Lanzamientos reconvertido en entrenador nacional. En una competición en la que ganó dos oros -2011 y 2002-, el leonés intentará trasmitir todos sus conocimientos a las nuevas joyas del atletismo español. ‘Supermán Martínez’ dejó una huella imborrable en el círculo de peso, lugar en el que través de 84 internacionalidades se ganó la etiqueta de mejor lanzador español de la historia.

Manolo_Martinez_EuropaPress

Tras 6 participaciones en la Copa de Europa de Lanzamientos, en esta edición acudes como entrenador nacional. ¿Cómo sientes este cambio?

Es un cambio natural. La edad pasa para todo el mundo y para mí pasó ya la época de competir y de tener que estar remando y sacando las competiciones adelante. Ahora me toca ver las competiciones desde la grada y lo acepto sin mayor problema. Estoy muy contento y muy ilusionado de poder seguir teniendo relación con los lanzamientos y con las competiciones, y poder seguir yendo con el equipo nacional, aunque sea en este caso como seleccionador.

Fuiste primero en la prueba de peso de 2001 y 2002 en esta competición. ¿Cómo viviste estas dos victorias que además coincidían con tus dos primeras participaciones?

Coincidió que esta competición empezó probablemente en el mejor momento de mi carrera deportiva, que fueron esos años entre 2000 y 2004. Tengo muy buenos recuerdos, de los recuerdos que guardas en la memoria y que nunca te olvidas de ellos.

En 2009 quedaste en segundo lugar y el equipo masculino fue también segundo en la clasificación general. ¿Ves posible repetir ese puesto este año?

[Duda] Lo veo posible. Quizás no tan claro como fue en ese año pero sí que si se les da bien a Borja –Vivas—, a Javi –Cienfuegos—, a Frank –Casañas—, y si Jordi –Sánchez— está también un poco afortunado, yo creo que si se puede pelear por estar entre los tres primeros equipos del continente.

Esa edición se celebró en Los Realejos (Tenerife) y este año será en Castellón. ¿Crees que influirá el ‘factor cancha’ a la hora de los resultados?

Sí, claro. El que haya gente en el público que esté apoyando se nota. Se nota en todos los deportes y en el atletismo por supuesto que sí.

Hablabas de Borja Vivas. ¿Qué opciones le das de que supere nuevamente los 20 metros esta temporada?

El está bastante bien, en forma y contento con la preparación que hizo este invierno. Antes del Campeonato de Europa tuvo algunas dudas de técnica y si ha sido capaz de solucionar un poco esos problemas, tiene que estar otra vez en 20 metros, lógicamente.

Y Carlos Tobalina, ¿a seguir cogiendo experiencia?

Sí, además está entrenando en León, está mejorando mucho. Se lo ha tomado muy en serio, ha puesto toda la carne en el asador para poder estar en los Juegos Olímpicos de Río. Ha tenido la mala suerte este invierno de que tuvo una fisura en el quinto metatarso del pie y ha estado parado un mes y medio. A lo mejor llega un poco justo para la Copa, pero aun así creo que incluso puede estar optando por hacer marca personal –19.09 metros—. Si pasase de los 19 metros sería un gran resultado.

La que sí llega lanzada es Úrsula Ruiz, que quizás esté viviendo el mejor invierno de su carrera deportiva, ¿no?

Está empezando muy bien el año. Ya la temporada pasada la cerró muy bien, con marca personal y haciéndola además en los Juegos Olímpicos. Ahora sigue en esa línea y además hay que tener en cuenta que Úrsula está compitiendo contra lanzadoras que la que menos le saca 10 centímetros de altura y más de 20 kilos de peso. Ella lo soluciona con mucha disciplina y mucho trabajo durante muchos años, con una gran técnica, y siendo una grandísima profesional.

Hay que valorarla en su justa medida. Creo que es una atleta con unos valores muy buenos y que debería de ser un ejemplo a seguir por muchos deportistas.

Cambiando de tema, ¿cómo viviste la confirmación oficial de la medalla de bronce de Atenas 2004 por parte del Comité Olímpico Internacional?

El alegrón ya fue en diciembre cuando se hizo oficial la suspensión de Yuri Bilonog y prácticamente me aseguro ser medalla de bronce. Esta concesión oficial tan solo ha hecho confirmarlo más. Y sí, estoy muy contento y muy orgullo de conseguir una medalla de bronce en unos Juegos Olímpicos, aunque sea una vez acabada mi carrera deportiva.

Por otra parte, lo considero mi mejor resultado a nivel internacional, ya que el atletismo al aire libre está por encima del de pista cubierta. Aunque haya sido campeón del Mundo y campeón de Europa Indoor, una medalla al aire libre y además en unos JJ.OO., es más importantes.

Cuando estabas en Atenas y finalizaste en cuarto lugar, ¿sospechabas algo de Bilonog?

No, aunque si quieres sospechar, puedes sospechar de quien te dé la gana. Tuvo muy buenos resultados cuando era joven y más o menos se mantuvo durante muchos años en la alta competición. No era una persona extremadamente sospechosa de hacer trampas. No tanto por ejemplo como Andrei Mikhnevich, que ha dado hace poco positivo. Mikhnevich sí que era sospechoso, porque aparte de venir de un país que sabíamos que estaba haciendo prácticas de dopaje generalizadas, él tenía el comportamiento típico de alguien que está haciendo trampas. Desaparecía durante toda la temporada, estaba completamente ilocalizable para la Agencia Mundial Antidopaje y aparecía justo para el gran campeonato. Y justo después de haber hecho una gran actuación, iba a hacer caja a todos los mitines posteriores a ese campeonato.

¿Intentarás transmitir a tus pupilos de Castellón  todos los conocimientos que has adquirido después de vivir tantas competiciones internacionales?

Bueno, intentas principalmente anticiparte a los posibles problemas que puedan surgir dentro de un evento. Y trasmitir el mensaje es difícil, porque tampoco te vas a poner a ‘comerles la cabeza’ uno por uno.

La RFEA te nombró oficiosamente como el mejor lanzador español de la historia, ¿crees que alguien puede superar tus éxitos en el futuro?

Me superarán sin duda, esa es una de las bases del deporte. Los que vienen detrás siempre van a hacerlo mejor porque tendrán mejores condiciones.

Mucha suerte para Castellón y que salga todo bien.

Sí, que cada uno trate de hacerlo lo mejor posible y que cada uno trate de demostrar el entrenamiento que han estado realizando y que haya también un poco de buena suerte, que siempre viene bien. Gracias a vosotros.

Fotos | Europa Press | burbuja.info | ciudaddeportiva.com

Compartir
Estudiante de Periodismo en Santiago de Compostela y árbitro de baloncesto. Aficionado a todo tipo de deportes, desde el atletismo -mi devoción- hasta el curling. Puedes verme haciendo una crónica, escribiendo un reportaje o haciendo comentarios sobre el diseño de la infografía en televisión. Multidisciplinar.

Escribir respuesta

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.