eusebio_caceres

Aparte de la exhibición de Sergio Sánchez en el 3000, hubo otra nota positiva a cargo del jovencísimo saltador (y decatleta) Eusebio Cáceres. Se empiezan a acabar las alabanzas y los elogios para este atleta que vencía en la Copa de Europa por Naciones en Leiria, Portugal, y que en el mitin internacional de Madrid competía de tú a tú con saltadores consagrados como el panameño Saladino o el sudafricano Mokoena (aunque la victoria allí fue para el sorprendente australiano Lapierre). El de Onil se iba en su primer intento a 8’02 metros. De no haber sido la noche de Sergio Sánchez, el gran protagonismo hubiera recaído en este completísimo atleta. Lo ejemplifica el hecho de que mientras los medios de comunicación presentes rodeaban al leonés Sánchez, el joven alicantino transitaba al lado sin que apenas nadie le prestara atención. Pero ya le llegará su turno, si no le ha llegado ya… La prueba fue ganada por el español Luis Felipe Méliz con un mejor salto de 8,07, a tres centímetros de la mínima para el Mundial de Qatar. Una marca mínima que nadie ha hecho aún en todo el mundo. Cabe destacar también la reaparición en una competición importante del cubano Iván Pedroso. Su vuelta fue discreta (7,35 metros).

En el 60, el vencedor fue el extraordinario atleta de Antillas Holandesas, Churandy Martina con 6.62 segundos, empatado con el italiano Simone Collio. Tercero fue el campeón mundial, el nigeriano Olusoji Fasuba con 6.68 segundos. En la participación hispana en la final, el ‘pájaro’ Ángel David acarició la mínima mundial (6.69) merced a sus buenos 6.70. Una centésima después entró Iván Mocholí, mientras que Eduard Viles era sexto con 6.75. Bonita prueba se espera en el Nacional de Valencia.

En categoría femenina, Digna Luz Murillo sigue siendo la referencia con 7.32 segundos. En segunda posición entró la vallista Ana Torrijos con 7.44. Una Ana Torrijos que se llevó el berrinche de la noche un par de horas antes. Competía en la final de 60 vallas sin rivales. Su único objetivo era la mínima para Doha (8.18). Su marca final fue de 8.23. Cuando la entrevistábamos en zona mixta, llorando desconsolada, con el ramo de flores como ganadora en la mano, nos decía que “la música me ha descentrado. Estoy bien para hacer la mínima, y no la he hecho”. La sensación que teníamos al hablar con ella es que se estaba autoflagelando. Aún le queda la opción de hacer la marca en el Nacional, en su casa, en Valencia. Ojalá que lo pueda hacer. Lo desea con todas sus fuerzas.

En los 400, duelo magnífico entre Mark Ujakpor (47.10) y Santiago Ezquerro (47.15). Según nos decía el ganador “con Santi todas las carreras son disputadas”. Habrá que estar atentos en el Campeonato de España. Puede que caiga la mínima (47.00). En categoría femenia también hubo mucha igualdad, con victoria para la ferrolana Begoña Garrido (55.20). Segunda fue Eva Martín (55.77) y tercera Laia Vilalta (55.85). Según nos confesaba la ganadora, Begoña, “he estado estas últimas semanas con el hígado hinchado, y me han dado el alta hace unos días”. Doble mérito para ella.

En los 800, alegría la que nos dio Elian Périz al terminar segunda con mínima para el Mundial. Su tiempo de 2:03.52 le da el pasaporte para Qatar. La carrera fue ganada por la marroquí Hasna Benhassi con 2:01.87. En categoría masculina, hay que descubrirse ante el ruso Borzakovskiy. A falta de 200 metros iba prácticamente último. En la meta era el ganador con récord de la reunión incluido (1:46.54). El sevillano Luis Alberto Marco quedó cuarto con 1:47.13 que representa su mejor marca personal. A pesar de eso, el subcampeón de Europa en pista cubierta le quedaba el sabor agridulce de haber ido solo en carrera tirando del grupo porque la liebre, el nigeriano Erete y el campeón olímpico de 1500, el keniano Kiprop (que al final le costó la última recta y fue sexto con 1:47.45), se escaparon. No obstante, las sensaciones que transmitió el atleta de Nike fueron magníficas, al igual que magnífico se presenta el duelo con el joven David Bustos (que ganaba este fin de semana el Nacional Promesa de 1500) para ganar el oro en el Nacional.

En la serie B de 800, el ganador fue el irlandés David McCarthy con 1:49.57, seguido de Fernando Díez con 1:49.90. En tercera posición llegó Juan de Dios Jurado con 1:49.94. El jiennense nos comentaba al terminar su carrera que se encontró “mejor de lo esperado”. Cuando le preguntamos si volveremos a ver a ese Juande del invierno de 2006 (quedó 5º del mundo), nos contestó que “estamos en ello”. En cuanto acabe su carrera de fisioterapia para la cual le queda muy poco, volveremos a ver, seguro, la mejor versión de Juan de Dios Jurado.

En los 1500, con la baja de Natalia Rodríguez, la emoción no fue la misma. se llevó la victoria la polaca Sylwia Ejdys con 4:07.17. La primera española fue Eva Arias, en séptima posición, con 4:14.65, que por 35 centésimas realizaba la mínima para el Mundial. Isabel Macías fue novena con 4:16.13. En categoría masculina hubo victoria para el keniano William Biwott con 3:35.86. Los nuestros tuvieron resultados dispares. El mejor fue el burgalés Diego Ruiz, quinto, con 3:37.86. Al preguntarle por sus sensaciones nos decía que “me he encontrado bastante raro. Notaba que iba atrancado, pero a la vez podía avanzar”. El subcampeón continental bajo techo se entrena ahora bajo las órdenes de su pareja, Patricia Landáburu. En sexta plaza llegaba el vallisoletano Álvaro Rodríguez (3:38.80), que aunque no mejoraba su mejor marca de la temporada, demostraba encontrarse en un gran estado de forma. Octavo, el sevillano Olmedo con 3:39.82 demostrando a los que dudábamos de su acoplamiento al milqui  que puede ser un magnífico millero. Noveno fue Víctor Montaner que con 3:40.47 refrendaba la victoria conseguida una semana antes en el anillo de Zaragoza. Décimo fue Eugenio Barrios con 3:42.22 (mínima para el Mundial) y undécimo fue un Juan Carlos Higuero (3:42.77) que salió a por todas, pero que aún nota “el entrenamiento que he hecho en altura. Se me hinchan mucho las piernas, pero para el Nacional ya estaré bien”. Se le ve tranquilo y de Juan Carlos, tercero del mundo en Valencia’08, no se puede dudar.

En la serie B del 3000 buenísima actuación del extremeño Juan Diego Bote (7:59.01) y del madrileño Víctor García (8:00.83). Para ambos representa su mejor marca personal.

En el 60 vallas, victoria clara del cubano Dayron Capetillo (7.69). Segundo fue Felipe Vivancos (7.79) y cuarto Jackson Quiñónez (7.81). Ambos, curiosamente, arrastraban “problemas de isquios en las últimas semanas”. Ojalá ambos estén a punto para el Campeonato de España y puedan hacer la mínima (7.74).

Decepción en el peso a pesar de la victoria del campeón olímpico de Majewski. Su mejor lanzamiento no superó los 20 metros (19,93). Se excusaba ante nosotros al finalizar su concurso: “qué menos que haber lanzado 20,80” nos decía. También nos confirmaba que este año no hará preparación en Madrid como el año pasado, sino que aprovechará para estar “unas semanas cerca de Barcelona”, aunque no supo precisar concretamente dónde. Quinto fue Borja Vivas con 19,19 metros. El malagueño, con Manolo Martínez lesionado, se perfila como el claro favorito a ganar el Campeonato de España.

concha_montaner

En la longitud, la valenciana Concha Montaner volvió a vencer al igual que hiciera en Zaragoza. Su mejor salto volvió a ser el último (6,32). La atleta de La Eliana nos comentaba que “me he encontrado mejor de lo esperado. Estoy contenta porque he mejorado algunos puntos respecto a la semana pasada en Zaragoza”. Tendremos que estar atentos también a una atleta del año 1994 (divina juventud) como es Ana Martín-Sacristán. Hizo su mejor marca personal con 5,83 a tan sólo un centímetro del récord cadete en poder de María del Mar Jover. Ocupó la sexta posición.

En la altura, la cántabra Ruth Beitia se llevó la victoria con 1,94 metros empatada con la estadounidense Chaunte Howard, pero la americana quedó segunda por mayor número de intentos nulos. Gema Martín-Pozuelo volvió a saltar alto (1,88), pero no pudo con el 1,90.

En el salto con pértiga, la ganadora fue la alemana Carolin Hingst con un único salto válido en 4,51 metros, empatada con la checa Jirina Ptazcnikova que fue segunda al saltar la misma altura en el segundo intento. Naroa Agirre fue quinta con 4,21 metros. Le preguntábamos si se ve haciendo la mínima para el Mundial (4,40), y nos confirmaba que “poco a poco se va sintiendo mejor”. Esperemos que sí que lo consiga.

Por último, le pedíamos una valoración del mitin al presidente de la RFEA, José María Odriozola, y nos respondía que “muy bien para el presupuesto que teníamos. La lástima ha sido la guinda de Natalia (Rodríguez), pero estoy contento porque se han conseguido varias mínimas”. La nota curiosa la protagonizó la sancionada por dopaje, la vallista Josephine Onyia que siguió atentamente el mitin cerca de donde se encontraba José María Odriozola.

Escribir respuesta

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.