El establecimiento de metas es una técnica más que estudiada y que funciona perfectamente para que los deportistas encuentren esa motivación extra que necesitan en algunos casos.

La clave reside en que, cuando te pones un objetivo y lo tienes asumido, tu conducta se encauza y pones un mayor empeño en conseguirlo. Por una parte movilizas mejor la energía y el esfuerzo, y por otra, éste se prolonga en el tiempo por el compromiso que has adquirido, lo que es de gran utilidad si necesitabas de una motivación extra.

¿Cómo establecer las metas?

Es mejor establecer un objetivo específico que uno general, e incluso mejor aún si estableces “sub-objetivos” que sirvan de enlace entre el principio y el fin del plan. Por ejemplo, es peor proponerse “voy a correr regularmente” que proponerse “voy a correr 100 kilómetros al mes, 20 cada semana”.

Por supuesto, hay que proponerse las metas sabiendo que se tiene capacidad para cumplirlas. Que sean duras de conseguir, pero también factibles.

El esfuerzo es el factor más importante a la hora de fijar una meta, así que será mejor fijársela por esfuerzo realizado que por resultados.

Si tu meta es a largo plazo y has establecido unos “sub-objetivos”, puedes ir amoldando el plan conforme transcurran las semanas, no tiene por qué ser una meta inamovible. Además, es importante que, de por medio, participes en carreras populares, pues siempre son un buen test, sirven para ver qué condicion tienes realmente y ayudan a rendir más, lo que puede llevar a realizar modificaciones para establecer unas metas más exigentes.

¡Empieza ya! Piensa tu meta

Y ya para que empieces ya a fijar tus metas, te invitamos a que pienses la tuya y la dejes patente en la sección de Retos de los Foroatletas para la temporada 2011/2012.

Más en Foroatletismo | Cómo vencer la pereza.

2 Comentarios

Escribir respuesta

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.