cumulus

La Asics Cumulus ha sido todo un referente durante años dentro de la categoría de zapatillas neutras para gente de peso medio o bajo, ha rivalizado durante años con las Mizuno Rider por ser la mejor de su segmento y es una apuesta segura para muchos corredores que han disfrutado de sus ediciones anteriores.

En el mercado actual, la competencia es mucho más dura y la nueva Cumulus se encuentra rivales muy duros como la Progrid Ride o la Brooks Glycerin y Asics ha tomado la decisión de revolucionar un poco el nuevo modelo para intentar poner la Cumulus al máximo nivel.

Para empezar, y como cambio más notable en esta décima edición, Asics ha adoptado una de las tendencias del mercado, la modularización del talón.

La segmentación del talón en pequeñas columnas es una de las tendencias que más se están dando en todas las marcas como solución para aislar el impacto del talón contra el suelo, esta modularización aisla al resto de la zapatilla de sufrir deformaciones provocadas por el impacto, la columna se deforma pero no transmite esta deformación al resto del chasis, además que en muchas ocasiones entregan el pie en una buena posición mejorando la transición del ciclo de pisada.

La Asics Cumulus 10, cuenta con una mediasuela de 2 partes, el chasis completo, y el talón modularizado, la unión entre ambas es buena y transmite una sensación de diseño moderno y avanzado. Asics, en muchas de las variantes de la Cumulus 10, imprime un color diferente al talón modularizado y el blanco clásico al resto de la mediasuela, destacando así este cambio nuevo que caracteriza a la Cumulus 10.

También se ha añadido más GEL en el talón de esta nueva versión, lo que la hace algo más blanda que sus predecesoras, esta adición de GEL extra tiene sus pros y sus contras: el GEL añadido como decimos da más amortiguación al talón y la hace apta para gente de peso más elevado de lo habitual (hasta 80-85kg), pero también añade más peso a la zapatilla, problema del que luego hablaré, proporcionando unas sensaciones de zapatilla pesada (más de lo que en realidad es).

El ajuste de la zapatilla es bueno, generalmente Asics cuida este aspecto bastante bien, y dispone de muchos avances (Personal Heel Fit por ejemplo) y experiencia en este campo, el antepié está muy abierto y es muy transpirable además de favorecer la flexibilidad del upper.

Una característica que hay que reseñar es que el upper es muy alto en la parte del talón, la protección del Aquiles se eleva más que en versiones anteriores y algunos corredores podrían encontrarlo algo molesto (los calcetines algo más altos eliminan muchas de estas molestias y roces)

Otro de los cambios que se han introducido en la Cumulus 10 es la de una nueva pieza de TPU en el arco (Trusstic System), es más rígida que la de la versión anterior y ofrece una resistencia a la torsión muy alta. Muchos de los usuarios habituales del modelo Cumulus notarán este cambio ya que la zona media de la zapatilla es más rigida, con un poco menos de amortiguación, la parte negativa es que es una pieza muy expuesta y de gran tamaño y si se fuerza un poquito la flexibilidad, la zapatilla dobla por mitad del Trusstic System. Es un defecto que deberían corregir ya que no es la primera vez que les pasa, si bien es cierto la primera zona de flexión es correcta y no lo convierte en un error gravísimo (Como en las Stratus), si es algo que deben eliminar de cara al modelo nuevo.

La estabilidad de la zapatilla es bastante buena, mejor que en años anteriores, gracias al nuevo diseño del talón sobre todo.

Como buena Asics, la durabilidad de su suela es grande, cosa que se agradece teniendo en cuenta los precios de las zapatillas, el dibujo de la suela apenas varia, la amortiguación delantera es bastante decente (con Twist GEL) y no perjudica mucho la flexibilidad.

El Peso de la zapatilla es de 335 gramos, no es un peso excesivamente elevado ni mucho menos, pero como comentaba anteriormente las sensaciones que transmite son algo aburguesadas, de zapatilla de entreno pura y dura, algo lenta (quizá por que el equilibrio de pesos de la zapatilla esta algo descompensado) este peso hace que personas que en principio no optarían por la Cumulus 10 como opción de compra, puedan usarla sin problemas, gente de 80kg de peso que corran por tierra con un volumen razonable (40-50kms) pueden optar por este modelo.

Usuario tipo: el ideal es el de toda la vida para la Cumulus, corredor de entre 65 y 75Kg neutro o supinador con arcos medios o altos que busque amortiguación y durabilidad para sus entrenamientos en todo tipo de terrenos.

Como he comentado, corredores de menos de 85Kg que corran por terrenos blandos como hierba o tierra que no tengan un volumen alto de Kms (menos de 40 o 50kms semanales) pueden optar por la Cumulus como opción sabiendo que hay otras zapatillas que se adaptan mejor a sus características, pero que se les puede salir de precio.

La Cumulus 10 es un modelo relativamente asequible para lo que ofrece y se puede encontrar por un precio en torno a los 100€.

Peso de las zapatillas: 335 gramos
PVP: 120 euros

Escribir respuesta

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.