Los fondistas cántabros Ramón Alvarez, Agustín González y Antonio Sainz participarán el próximo 28 de febrero en la carrera solidaria 'Sahara Maratón', que este año se realizará en los campamentos saharauis de Tinduf-Tifariti y donde se espera que la acogida del pueblo saharaui a los atletas se espera que sea tan multitudinaria como en años anteriores.

El objetivo de la maratón, que este año llega a su sexta edición, es recaudar fondos para dotar a los campamentos de instalaciones y equipamientos deportivos y denunciar ante el mundo la situación en la que viven los exiliados saharauis, un problema que incrementa las ganas de competir de los corredores.

Según manifestó el atleta Agustín González, "esta carrera tiene un componente especial, humanitario y solidario con un pueblo maldito que sufre un exilio". Esta es, a su juicio, una de las razones que más les ha "motivado a participar" en la prueba.

Antonio González, único cantabro que ya ha disputado ésta maratón, destacó la dureza de la misma, ya que se trata de "terreno muy desértico y pedregoso" en el que "se pisa muy mal". "Es una carrera fuera de lo normal, a veces el viento sopla a 80 kilómetros por hora", añadió.

La participación cántabra en la carrera ha sido organizada y apoyada por la organización Cantabria por el Sahara, que este año está más volcada aún con su causa después de las "terribles inundaciones" que padeció la zona este año. Además, según explicaron los responsables de la organización, "el Hércules que mandó el gobierno de España" con ayuda humanitaria para la zona "es insuficiente".