Buenas,

siempre he corrido con zapatillas "normales", NB, Brooks, con 12 mm de drop... cuando hacía más de 50 km en una semana tenía molestias en las rodillas.

Me compré unas Skechers GOrun2 porque quiero mejorar la técnica y la eficiencia en la pisada; las molestias en las rodillas han desaparecido. Supongo que por las zapatillas y por la obsesión por fortalecer los cuádriceps.

La cuestión es que cuando hago más de 10 km (que es lo que me gusta) siento dolores muy fuertes en la punta de los dedos, y tengo unas durezas enormes.

No sé si son por los calcetines (he probado mil tipos diferentes, incluso sin ellos), no sé si es porque ha cambiado mi pisada con 4 mm de drop.

La cuestión es que me tiene por el caminito de la amargura.

No sé si alguien puede darme algún consejo.

Gracias