ASA Braga - Vista Isométrica Frontal

Si hiciéramos una encuesta para ver cuál es la ‘prenda comodín‘ preferida por los que practicamos deportes de exterior, probablemente se destacarían claramente dos o tres posibilidades y, a buen seguro, una de ellas sería la braga.

Quien más y quien menos tenemos unas cuantas en casa de varios tipos y tejidos (algodón, licra, forro polar o alguna combinación de ellos) y tiramos de alguna de ellas con relativa frecuencia porque es una de las prendas más versátiles y es capaz de sacarnos de más de un apuro. No hay duda de que, con una simple braga de algodón o de forro polar, podemos tirar millas y se pueden adquirir por “cuatro duros” pero es que, por poco más, podemos tener acceso a otras hechas con tejidos mucho más avanzados o diseños más evolucionados y que pueden hacer ese mismo servicio pero con mejores prestaciones.

Como ejemplo, vamos a ver una braga de la marca ASA (Active Sport Apparel), una joven empresa italiana que nos llega a España de la mano de Bussetus y que se dedica al diseño y fabricación de prendas deportivas que pretenden combinar los tejidos y diseños de alta gama, pero manteniendo unos precios asequibles.

Ya analizamos a fondo hace unos meses su camiseta de manga corta Hollow Fibre Carbon Ultra Light y el boxer largo Hollow Fibre Light y, aunque tenemos la braga desde hace unos meses, hemos preferido esperar a que llegaran temperaturas más frescas para poder ponerla a prueba y ver cómo se comporta… y os aseguro que ha rayado el mismo nivel de calidad que las otras prendas.

La Braga

Las prendas de ASA se basan en dos compuestos, polipropileno de fibra hueca y fibra de carbono en solución continua aunque, en este caso, no se ha considerado necesario recurrir a este segundo con lo que la composición queda de la siguiente forma: 80% polipropileno, 15% poliamida y 5% elastano.

Como hemos comentado en numerosas ocasiones, el polipropileno aporta un conjunto de propiedades que funcionan genial en prácticamente todo tipo de prendas deportivas, pero más aún en las que son primeras capas y quedan en contacto directo con el cuerpo o en aquéllas que utilizamos cuando necesitamos algo que gestione bien condiciones extremas de temperatura y humedad.

Esta fibra es termorreguladora (forma una capa aislante en la piel reduciendo los cambios repentinos de temperatura y creando una especie de microclima entre la piel y el tejido), es parcialmente hidrófoba y hace que se evacue rápidamente la humedad (la parte que queda en contacto con nuestro cuerpo queda seca ya que enseguida sale hacia fuera el sudor), es bacteriostática e hipoalergénica (cualidades tremendamente importantes cuando hablamos de una prenda como una braga, que seguramente va a acabar llena de babas, moquetes y similares y que va a estar al lado de la boca y nariz durante horas, con lo que el hecho de que no permita que se creen “bichos” minimiza el riesgo de infecciones), no coge olores, muy resistente a los lavados y el desgaste (a poco que la cuidemos, nos dura millones de usos), etc.

Las dimensiones son más o menos estándar, con unos 34 centímetros de largo y 22 centímetros de ancho, pero la gran ventaja es que es muy elástica y llega a duplicar su tamaño tanto a lo largo como a lo ancho. Para mí, ésta es una de las grandes virtudes que tiene ya que, muchas veces, uno de los problemas con los que te encuentras al usar una braga es que va bamboleándose hacia arriba y hacia abajo cuando corres, que no se queda en su sitio si no la enganchas en el casco cuando vas con la bici, etc.

Sin embargo, al ser elástica, ya no sólo en el propio cuerpo, sino también en los dos bordes, te permite ponerla prácticamente donde quieres y como quieres y ahí se queda (adiós a los movimientos de cuello como si fuéramos robots sólo para evitar que no se nos vaya para abajo ;-D).

ASA Braga - Vista General

El elástico de los bordes es de un centímetro y medio aproximadamente, muy suave y, aunque se puede usar prácticamente de manera indiferente hacia arriba o hacia abajo, el remate de los elásticos del borde es diferente ya que en el de arriba queda por debajo de un pequeño “extra” de tejido que hace que la costura quede completamente oculta para minimizar los posibles roces.

Tiene un tacto muy suave tanto por fuera como por dentro, pero sobre todo por dentro (como ya vimos en las otras prendas de ASA que hemos analizado).

Creo que la gestión de la humedad es tremendamente buena ya que la he usado en días no demasiado fríos y no he tenido que quitármela por notar que empezaba a agobiarme o que empezaba a empaparse, como sí que me pasa con otras bragas de otros tejidos más básicos. También gestiona muy bien el paso del aire y eso se nota, sobre todo, en la bici: el aire de fuera apenas pasa hacia dentro y, por dentro, hace una “cámara de aire” que se va calentando según lo expulsamos al respirar, con lo que la sensación de calor es muy agradable. La gracia es que la humedad que se pueda generar sale fuera, con lo que mantenemos siempre una temperatura y humedad ideales.

No me atrevo a darle un rango de temperaturas porque es algo muy relativo que depende de otros factores e incluso de la propia actividad, pero creo que puede aguantar muuuuuuucho frío a poco que la actividad requiera cierto movimiento que nos permita generar ese calor interno.

Y, pensando en un uso un poco más específico, si hubiera una versión con un tejido un poco más resistente al ataque del agua sin que le hiciera perder esa capacidad para evacuar la humedad interna, uffff… podría ser la braga perfecta para la bici ;-D

Usuario Tipo

Tratar de describir el usuario tipo de una braga es una labor un tanto complicada ya que es una prenda para todos los públicos y para casi cualquier actividad de exterior.

No obstante, creo que ésta de ASA será muy apreciada por aquéllos que valoren la diferencia entre “algo básico que sirve para salir del paso” y “algo que realmente da un rendimiento extra”, ya que el comportamiento que tiene está a años luz de lo que ofrece una simple braga de algodón o licra.

Destacaría, sobre todo, lo bien que gestiona la temperatura y la humedad, permitiendo un equilibrio térmico muy bueno y librándonos de la sensación de ir fríos al principio o achicharrados cuando ha pasado el rato o, peor aún, de ir notando cómo cada vez nos molesta más por ir empapándose.

Para los corredores funciona muy bien pero para el uso en la bici es aún mejor ya que controla muy bien los flujos de aire.

Sin ninguna duda, una prenda tremendamente recomendable tanto por sus prestaciones, como por su relación calidad-precio.

Precio: 16 €

Compartir
Rodrigo Borrego (Morath)
Rodrigo Borrego (Morath) es una de las referencias nacionales cuando se habla de pruebas de material deportivo, nutrición, entrenamiento, fisiología, … Ingeniero Informático y deportista vocacional, lleva toda su vida practicando deportes de resistencia: triatlón, trail running, natación, ...

3 Comentarios

  1. Simplemente quiero insistir en el punto de que, sin duda, merece la pena invertir unos euretes en una braga que nos aporte algo más que las típicas de algodón o licra que casi todos solemos usar.

    Hasta que no usas una de un tejido más avanzado no te das cuenta de las diferencias y de hasta qué punto merece la pena, sobre todo, cuanto más extremas sean las condiciones climáticas.

    Y, bueno, para el que esté pensando en la bici, no puede dejar de probarla porque funciona de muerte!!!

  2. Vaya, pues te agradezco mucho el análisis, de hecho estoy mirando una braga para la bici y estaba buscando una con windstopper porque las que tengo filtran aire q da gusto, para correr son cojonudas porque las velocidades no generan vientos huracanados pero para la bici…
    Gracias por el análisis

  3. jicham, ojo, que no quitan el aire como unas de windstopper pero, sin duda, protegen mucho más que las que se utilizan habitualmente de algodón o licra y en lo que sí que creo que superan a las de windstopper es en el tema de la elasticidad, en cómo gestionan la evacuación de la humedad, etc. (amén de en el precio).
    Como pongo en la prueba, para mí ha sido todo un descubrimiento y se ha convertido en una prenda fija para cuando toca salir con la bici (salvo que haga un frío de muerte y tire de un pasamontañas).

    Ya contarás tu experiencia si te decides a probarlas ;-D

Escribir respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.