Brooks Hyperion, nombre que muchos asociaremos a mitología o a películas recientes que versan sobre ira, furia, titanes, dioses, minotauros, arcos, amor, honor, destino… Y donde uno de los malos malosos (pedazo cab*** es el tío) se llama Hyperion (Hiperión para los que residimos en España).

Para los freaks de las zapatillas también es un nombre que está relacionado en cierta manera con los dioses, o más bien con las diosas porque en Brooks ya hubo hace muchos años un modelo con este nombre.

En cierto momento cambiaron de nombre para continuar la especie y mantenerse en ese Olimpo Zapateril con un modelo cuya última encarnación terrenal fueron las T7 Racer. Esta saga ha sido venerada por muchos (me incluyo) y ha tardado varios años en ser sustituída porque era complicado evolucionarla manteniendo su esencia.

El problema no era la falta de ideas o innovaciones tecnológicas sino dar con algo que siguiera siendo “cuasi perfecto”, sencillo, sin alharacas, agresivo a su manera, etc. ¿Lo habrán conseguido? Pues, aunque os haga un spoiler del final de la peli: sí, quedaos tranquilos porque son unas dignas sucesoras de la saga y, sin duda, merecedoras de recuperar el nombre Hyperion.

Quienes hayan disfrutado con alguna de las versiones de las Tx Racer o de sus predecesoras encontrarán en las Brooks Hyperion algo “igual pero diferente” pero deberían sentirse como si les hubieran entregado unas zapatillas traídas directamente desde el Olimpo de los dioses.

Mediasuela

Al igual que en las Brooks Asteria, en las Brooks Hyperion se ha seguido la costumbre de Brooks de simplificar al máximo la mediasuela de sus voladoras y han utilizado un único bloque de BioMoGo DNA para construirla.

Brooks Hyperion

El BioMoGo DNA es una mezcla de sus dos últimos compuestos, BioMoGo (derivado de la EVA) y DNA (fluído no newtoniano) que, a mi juicio, es el mejor que tiene ahora mismo la casa americana. Sí, mejor que el Super DNA o, al menos, a mí me gusta más cómo lo trabajan, su tacto, ligereza, etc.

En las T7 Racer, una de las cosas que más valorábamos muchos era el hecho de que, teniendo poco grosor bajo el pie, muchísima respuesta y rebote, se sentía cierta amortiguación y en las Brooks Hyperion han conseguido mantenerlo similar. Las Hyperion son algo más firmes o al menos así me lo han parecido (las T7 Racer con las que comparo para recordar están muy machacadas), pero se sigue notando ese tacto característico que tan bien viene en asfalto o tierra compacta.

Brooks Hyperion

La altura a la que se queda el pie es bajita, 23 y 13 milímetros para talón y antepié respectivamente por lo que el drop sigue siendo de 10 milímetros, de esos que tocan la moral a los gurús que dicen que “el drop biomecánicamente más eficaz es de cuatro milímetros o menos”. Ajá, ya lo veo, por eso llevan tantos años manteniéndolo alto y vuelven a repetir con él, porque es “malo e ineficiente”. En serio, si alguien se calza unas Brooks Hyperion y realmente siente un drop alto, intrusivo y que estropee la pisada, que se lo haga mirar y que, con todos mis respetos, se pase a otra cosa porque no tiene ni tacto, ni conocimientos de zapatillas. No digo que sea mejor este drop pero criticarlo por inadecuado es un tanto aventurado (y erróneo).

Brooks Hyperion

El recorrido de la amortiguación es prácticamente nulo y, al no tener nada rígido insertado, son muy flexibles. Esto beneficia a los que tengan buena transición de la pisada pero puede parecer escaso a los que gusten de tener el efecto catapulta que dan a veces las voladoras con placas rígidas en mediopié o antepié. La ventaja es que, cuando vas cascado, no tienes que vencer ninguna rigidez, algo que también aprovechas si vas a ritmos “medios”.

El bloque de BioMoGo DNA es totalmente “recto” y va descendiendo paulatinamente desde el talón a la puntera, nada de subidas laterales, ni siquiera en talón o antepié y tampoco tiene ensanche extra en los metas para ganar base de apoyo.

Lo único que se ha permitido es jugar un poco con el dibujo del reborde para dar un plus de amortiguación en la recepción cuando el pie está inclinado, básicamente, en el momento del impacto, sea éste de mediopié o antepié.

Brooks Hyperion - Perfil

Aunque sean estrechitas, en el centro no las han vaciado en exceso así que permiten mucha flexibilidad y torsión por el grosor y densidad de la mediasuela, pero no se sienten inestables. Pero, ojo, no esperéis que os ayuden en la corrección de la pisada, ése no es su trabajo, su función es únicamente correr rápido y facilitar una rápida transición, que no se desperdicie ni un gramo de la fuerza que les imprimamos y que el pie salga disparado hacia la siguiente zancada.

Suela

La suela de las Brooks Hyperion ha cambiado completamente respecto a la de sus predecesoras: diseño y distribución, materiales, etc. Se asemeja bastante a la de las Asteria y parece que es un diseño que Brooks va a utilizar en sus modelos rápidos.

El compuesto es todo Blown Rubber para primar el rendimiento y para que se agarren como lapas en cualquier superficie. Eso sí, se ha jugado con dos densidades para que, en el talón (en negro), se prime algo más la durabilidad mientras que, en antepié (en amarillo), el agarre, respuesta y amortiguación sean los protagonistas absolutos.

También ha quedado mucho BioMoGo DNA de la mediasuela expuesto aunque, tranquilos porque, salvo en la parte interna del talón, su contacto debería ser leve, no debería sufrir en exceso.

Además de no ser un prodigio en cuanto a durabilidad, la capa de caucho es relativamente fina así que, como os podéis imaginar, la durabilidad no es una de sus virtudes. Es imposible predecirla o aproximarla porque son unas zapatillas en las que esto depende mucho de cómo la usemos (más aún que en unas de entrenamiento), pero no contéis con sacarle muchos kilómetros.

Tampoco es que se os vayan a morir en cien kilómetros, pero olvidaos de pasarlas de los quinientos, al menos si estáis pensando en darles uso como zapatillas de competición. Eso sí, todos y cada uno de los kilómetros que obtengáis de ellas serán con el máximo de rendimiento, no vais a notar pérdida de propiedades en su suela.

El diseño es totalmente diferente en la parte trasera y delantera ya que detrás tiende a ser redondeado y delante cuadriculado. Esto deja claras las intenciones que tienen las Brooks Hyperion y me parece un acierto respecto al modelo anterior, al menos pensando en su rendimiento en duro y en el plus de estabilidad que han ganado respecto a sus predecesoras. Para terrenos blandos iban mejor las anteriores pero era también por la profundidad de los tacos.

En el talón hay un único taco que cubre los bordes trasero y exterior para recibir adecuadamente al pie, sea el apoyo por una entrada de talón o por haberlo terminado pisando tras pisar de mediopié o antepié. No está segmentado pero no le hace falta porque es finito y permite un apoyo como si estuviera formado por tacos individuales y tiene como ventaja que permite mayor seguridad en el momento del impacto.

La cara interna está descubierta y, sinceramente, no le encuentro explicación porque no creo que una fina capa de caucho supusiera un incremento exagerado de peso y, seguramente, ayudaría a protegerlas un poco más.

El interior (el centro del talón) está curvado hacia dentro, como vaciado, lo que supone un ahorro de peso y un plus de amortiguación ya que el centro del talón tiene un poco de recorrido hacia abajo. En los tacos (de caucho o de BioMoGo DNA) hay mucho contacto así que, aunque sea un talón estrechito, el apoyo es bueno aunque, como he comentado varias veces en la prueba, no tienen ningún tipo de mecanismo que ayude a la estabilización del pie más allá del propio diseño y comportamiento de los materiales así que, el que tenga una pisada problemática, seguirá teniéndola.

Brooks Hyperion - Suela talon

En la zona media, un taco transversal va desde el exterior al interior, muy plano para dar mucho apoyo y, cuando se llega al interior (lo que sería el cierre del arco), tiene una contraparte en el exterior en forma de taco cuadrado así que, aunque el arco no esté completamente tapado, hay un buen apoyo, bastante plano. Me parece una buena jugada porque, si no dieran tanto apoyo, como no son muy anchas y no tienen elementos rígidos que controlen la torsión, probablemente serían inestables o dejarían que el pie bailara para todos lados. De esta forma, permiten mucha libertad pero no se vuelven inestables.

En cuanto a la zona delantera, un “tablero de tres en raya” de tres por tres tactos cuadrados / rectángulos con el centro vaciado para aligerar y amortiguar y muy separados entre sí, tanto en longitudinal como en transversal para que la flexibilidad sea máxima. Con la mediasuela que tienen, probablemente no sería necesario marcar tanto las ranuras de flexión y se podría haber puesto incluso una suela continua, pero con tacos tan individualizados, la flexibilidad es máxima en cualquier dirección. Además, al ser una suela “cuadriculada”, el comportamiento es algo más ordenado que el que tenían las T7 Racer, que flexaban de una forma un tanto caótica. Ojo, no era mala y tenía la ventaja de que se amoldaba a todo pero creo que, de cara al rendimiento, es mejor el diseño actual.

Brooks Hyperion - Suela Delante

Con el tiempo, según se van desgastando los tacos (la zona amarilla), el BioMoGo DNA (en blanco) va entrando progresivamente en contacto con el suelo con mayor facilidad, más que porque contacte directamente, porque recibe impactos de piedrecillas o porque roza al flexar la suela. Esto hace que se vaya afeando y que algunos se lleven las manos a la cabeza pensando que se le van a estropear y que van a dejar de funcionar pero os garantizo que no hay nada que preocuparse, que las Hyperion siguen rindiendo al 100%.

Es una suela chula, que rinde muy bien y que está a la altura de lo que se espera de un bólido como las Hyperion y que es difícil de modificar para por ejemplo, mejorar su durabilidad porque probablemente haría que cambiara la filosofía del modelo. Complicado proponer mejoras realmente factibles.

Upper

El upper de las Hyperion es rarillo, es una tela que no sé bien cómo nombrar. Es lisita, aparenta ser algo rígida por la poca elasticidad que tiene y asusta al principio por parecer que, si no fuera por el montón de agujerillos que tiene, va a ser un cocedero.

Brooks Hyperion - Detalle upper

Pero ojo, que el hecho de que no sea elástico no quiere decir que no sea adaptable al pie porque las Hyperion son unas de esas zapatillas que algunos llamamos bailarinas por cómo quedan de ceñidas al pie.

Se ha trabajado el tejido con diferentes entramados y urdimbres, pero no de forma tan marcada como cuando se usa algo tipo engineered mesh. Vendrían a ser esas líneas negras que se ven, que no son decorativas sino que están diseñadas para que, por ejemplo, en el empeine haya una especie de envoltura que lo abraza, en los laterales de los metas se facilite la flexión, etc.

Brooks Hyperion - Upper

Es un upper que funciona bien y cumple muy bien con su cometido pero a mí, a nivel personal, no me ha matado o, al menos, hasta donde lo he utilizado. Se ha ganado en adaptabilidad y en disminución de la rigidez, uno de los puntos que a algunos no le gustaban en las T7 Racer pero que a mí me parecían muy interesantes porque tenían la rigidez necesaria para darle estructura a las zapatillas.

El pie queda muy ceñido en todas sus dimensiones, tanto en espacio interior como a la hora de abrazarlo en empeine y talón, sobre todo en esta última zona donde son muy estrechitas y se agarra el tobillo con mucha contundencia. De hecho, el contrafuerte queda muy curvado hacia dentro lo que, sumado a su rigidez, da esa sensación de fijación extrema que a muchos nos encanta en las zapatillas voladoras cañeras.

Brooks Hyperion - Collar

El ajuste, como decía, es extremadamente ceñido, quizá demasiado para algunos que pueden sentir agobio en la zona del arco (por el interior y el exterior) y, sobre todo, en el primer ojal que, a mí juicio, queda muy bajo, limitando mucho el espacio del antepié. Está claro que unas voladoras deben quedar bien ajustadas de la parte delantera pero creo que en este caso le limita bastante la posibilidad de que se utilicen para distancias medias o largas. Para un 5K o 10K da igual ir apretado pero, si te las quieres plantear para media maratón o incluso maratón, te toca subir talla casi seguro y, aun así, probablemente las notes algo agobiantes.

En la zona del empeine también cierran mucho y puedes “estrangularte” todo lo que quieras ciñéndolas hasta reventar si quieres. Lo que no puedes es hacer espacio para pies gordotes, eso tiene mala solución en estas zapatillas.

La plantilla es finísima y viene pegada en la zona del talón. Difícil sustituirla incluso por otra finita por la forma que tienen, que es muy curvada. La plantilla es de S-257, una EVA que Brooks utilizó en el pasado en algunas de sus mediasuelas (diría que en alguna versión de las Racer ST).

La durabilidad del upper no me ha convencido y a las primeras de cambio se han puesto feotes algunos de los agujeros.

Brooks Hyperion - Puntera

Por favor, no os llevéis la idea de que el upper es malo porque no es así, pero creo que no está a la altura de lo que se merecen las Hyperion, creo que es un punto que deberían trabajar mucho en Brooks para ponerlo a la altura del resto de elementos de una de las mejores voladoras del mercado.

Horma

La horma de las Hyperion es muy curva y no me refiero a que se curve hacia arriba en la puntera sino a lo que tradicionalmente se ha entendido por “horma curva”: una que marca mucho la forma del pie y que lleva a la zapatilla a hacer una curvatura muy marcada a lo largo del plano horizontal, sobre todo, en la parte interior.

Es un ajuste marcadísimo, se acopla al pie como si le estuviéramos poniendo un calcetín pero no un calcetín endeble, sino uno que marca los puntos clave de sujeción: contrafuerte y collar, atado del mediopié, metatarsos. En el resto de sitios quedan pegadas, pero al ceder el upper o haber poca mediasuela se notan ajustadas sin agarrar con tanta contundencia.

Brooks Hyperion - Puestas

Olvidaos si queréis hormas holgadas, que el pie baile en el interior o si necesitáis gruesas plantillas personalizadas. Es una horma pura de competición, no hay lugar a la más mínima concesión.

A quien le guste esa sensación de bailarinas irá contentísimo porque, como decía, combinan bien ese ajuste super ceñido pero sin restringir movimientos. Pero, ojo, que esa “libertad” es relativa porque apretujan que da gusto. De hecho, pueden llegar a agobiar algo por altura del primer ojal o de la cordonera en general, por como cierran.

Lo dicho: si buscas horma de competición, guay; si no, no hay nada que hacer.

Dinámica

Si trato de ampliar el “es impresionante” que me sale cuando me preguntan cómo veo la dinámica de las Hyperion, me es complicado porque creo que combina cualidades teóricamente contrapuestas y, en principio, no esperables en unas zapatillas voladoras radicales (a nivel personal, las disfruto todas y adoro esa extraña mezcla, es lo que en su día me hizo utilizar durante toda una temporada las T7 Racer como zapatillas de competición).

En unas zapatillas voladoras radicales, debe primar la respuesta, eso está claro, pero se puede abordar desde perspectivas muy diferentes, tanto en el tacto de la amortiguación (pueden ser de tacto muy seco o con un pelín de “dulzura” en el momento de la recepción ) como en la transición de la pisada (pueden ser muy flexibles o incorporar elementos que introduzcan rigidez y las doten de cierto efecto catapulta).

Las Hyperion son muy flexibles y, como la base tiene mucho contacto con el suelo, la transición de la pisada es muy progresiva, continua y homogénea, es una delicia. Eso sí, tenemos que ejercer nosotros el control porque, si no, nos podemos destrozar los pies contra el suelo, no sólo por el impacto, sino por cosas como la fascitis o carga en los gemelos y sóleos.

Sin embargo, su mayor magia reside en el tacto de la amortiguación, que es “firme pero dulce”. Es decir, rebotan muchísimo y te devuelven toda la fuerza que ejerces contra el suelo, no se desperdicia nada pero eso no es óbice para que tengan que ser como una tabla de duras y, en el momento del impacto, te conceden un respiro mínimo, lo justo para que puedas sentir esa “dulzura”.

Sé que puede sonar raro y alguno hasta lo consideraréis absurdo pero, si habéis calzado unas Hyperion (o unas T7 Racer) sabréis a qué me refiero, es una dinámica especial.

La ligereza es extrema, por debajo de los 190 gramos (en el 8.5 USA me han pesado 178 gramos) y, como quedan totalmente pegadas al pie, cuando enganchas el ritmo cañero, te sientes como un bailarín, como si no tocaras el suelo.

Se corre perfectamente con ellas por terreno duro (asfalto, loseta, acera…), pista y tierra compacta y ahí se le saca el máximo rendimiento a su respuesta. Si se ablando un poco el terreno, su firmeza ayuda mucho, pero si hay irregularidades (como piedras), te las comes todas así que hay que tenerlo en cuenta. Si se ablanda aún más, hay césped o cosas similares, su suela plana no es lo ideal pero, como son tan flexibles, se pueden llegar a apañar.

No se podían permitir fallos en el agarre así que, aun en las losetas de playa cuando están mojadas en los avituallamientos o tienen la arenilla típica que ha depositado el aire, van agarrando, son un seguro para competiciones (he puesto ese ejemplo playero porque es una de las pruebas más exigentes que se le puede poner a la suela de unas zapatillas y lo he podido vivir bien en mis propias carnes).

Brooks Hyperion - Puesta Suela

No transpiran mal a pesar de que tenía mis dudas con su upper pero la resistencia de los agujerillos me preocupa ya que, aunque no es endeble, puede dar problemillas si recibe algún tironcete.

Tampoco me gusta mucho ese tipo de tela, soy más de rejilla pero si permite que no sean necesarios los refuerzos, ni cosidos ni pegados, habrá que aceptarlo.

Sinceramente, si queréis unas voladoras cañeras, no podéis dejar de calzaros unas Hyperion para tantearlas porque son unas de las clásicas, unas de las que muchos utilizamos cuando queremos volar bajo (o tratar de volar bajo). Pero, cuidado, podéis quedar prendados de ellas y, a partir de ahí ya no las abandonaréis nunca porque es un modelo genuino, único en su especie, que tiene cosas que no encontraréis fácilmente.

Lo mejor:

  • Ligerísimas.
  • Muchísima respuesta sin ser duras.
  • Ajuste al pie excelente.
  • Sujeción del collar.
  • Agarre en terrenos duros.
  • Más estabilidad de la esperada (sobre todo delante) con esa respuesta y estructura.

A mejorar:

  • Horma ajustadísima.
  • Algo bajas en el primer ojal.
  • Durabilidad de la suela.
  • Resistencia del upper en la zona de los agujerillos.

Usuario Tipo:

  • Para quien quiera unas voladoras radicales, ligerísimas, asfalteras o para tierra compacta, con horma super ajustada, co muchísima respuesta pero sin que la suela sea dura y que sean muy flexibles, sin ayudas a nada salvo la sujeción.
  • Ideales para volar en “series cortas” (competiciones, series entrenando, oposiciones, …). De lo más cañero que podemos calzar para competis hasta 5K-10K y para oposiciones en pista en las que no nos dejan usar clavos.
  • Muy queridas para triatlones hasta distancia olímpica (distancia a pie de 10K o menos).

Brooks Hyperion

Brooks Hyperion
8.6

Chasis y estabilidad

9/10

    Amortiguación

    8/10

      Ajuste y horma

      10/10

        Upper

        9/10

          Suela

          8/10

            Lo mejor

            • Muchísima respuesta sin ser duras
            • Ajuste al pie excelente
            • Agarre en terrenos duros
            • Más estabilidad de la esperada

            A mejorar

            • Horma ajustadísima
            • Algo bajas en el primer ojal
            • Durabilidad de la suela
            • Resistencia del upper en la zona de los agujerillos

            12 Comentarios

            1. Buenas,

              Enhorabuena por el artículo,… aunque solo he dado un repasillo por encima (mejor mañana despacito).

              ¡¡¡Que pintaza que tienen para 10k rapiditos!!!

              Saludos.

            2. Hola,
              Muy bueno el analisis, y la zapa tiene muy buena pinta.
              Quería saber, si en comparación a una nike zoom streak, cual es más radical. Me explico, me gusta el tacto suave de las nike, blandito, tengo como mixtas unas lunartempo y les puedes dar caña (miles a 3.15) y fenomenal. Quería coger voladoras para competir con tacto “blandito” y valoraba las zoom streak, peroquizá para mis tiempos (10 k en 35 aprox y 5k 17 minutos) sean demasiado. Cual de las dos te parece mas llevadera para esos tiempos y un tio de 73-74 kgs?
              Gracias y un saludo!

            3. Hola Morath,
              gracias por la respuesta. Pues adidas tuve las adios 2 normales (que aun son las que uso) y unas boston boost y no me emocionó mucho el tema del boost. Hitogami 3 tengo ganas de probármelas aunque no las encontré en ningún sitio físicamente donde vivo, para entreno tengo unas wave rider 19 y encantado, pero tuve unas sayonara y no me gustaron mucho, por eso me da miedo lanzarme sin probármelas antes. Asique creo que compraré las nike por que me parecieron muy agradables al tenerlas puestas…
              Saludos!

            4. Hola de nuevo, ahora por aqui jaja he mirado el enlace de zapatillas de oposicion y estoy entre las hyperio y las hyper tri, como ya he puesto en otros enlaces peso 95 y soy pronador, no se si es importante a la hora de unas voladoras para los mil metros y para los 50, cual de estas dos me recomendais.

              • Juan, a esa respuesta (sobre el peso y la pronación) ya te he respondido en el otro hilo, ¿no?

                “…El peso del corredor, en voladoras es prácticamente irrelevante frente a otros factores como la técnica, igual que la pronación porque las voladoras no corrigen prácticamente nada…”

                Nadie va a poder elegir por ti porque las zapatillas deben ser las que a ti te vayan bien. Se te puede dar una lista (ya lo hemos hecho), pero la elección final es tuya.

            5. Buenos días, genial articulo como siempre nos acostumbras, quería preguntar para un corredor de 70 kg de peso, pisada ligera pronación, para competición (bomberos 1km), ¿me las recomendarías por peso y prestaciones más que unas Adidas adizero adios 3?
              Pd: suelo reservarme las Brooks para series rápidas de no más de 400 m y la competición de 1km, y las Adidas para series desde 400 a 800 y alterno un poco las dos. ¿Pero para el día de la prueba que opinión me darías?

            Escribir respuesta

            Please enter your comment!
            Please enter your name here

            Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.