La Mizuno Wave Musha 4 se ha mantenido en los 230 gramos de su predecesora. Sigue siendo una opción excelente para los corredores que, además de buscar una zapatilla de competición, demanden en ella un buen soporte cuando el pie prona.

Además, uno de los puntos fuertes de esta franquicia ha sido siempre su capacidad de transpiración y ventilación incluso a altas temperaturas, así que es elección ideal para épocas de calor. Aunque para muchos es una voladora pura y su uso habitual se limita a carreras de como mucho 21K, para otros – especialmente los que se sitúen por debajo de los 70kg de peso y tengan una técnica eficiente -, es una zapatilla de uso en maratones y de hasta entrenamientos (calidad, tiradas cortas, etc).

Tanto los corredores neutros como los pronadores leves la encontrarán muy cómoda.

Escribir respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.