La primera vez que vi y pude tocar la Asics Roadhawk FF me llevé un chasco bastante grande, venía de probar la Asics Dynaflyte y había terminado muy contento con su ligereza, amortiguación y, sobre todo, por el confort que ofrecía la zapatilla. Tras probar dicho modelo, empecé a escuchar que Asics estaba preparando un modelo nuevo con FlyteFoam y que iba a ser la bomba, más rápida y reactiva y, poco después, Asics las presentó en sociedad con una campaña de marketing muy atrevida en la que, si no quedabas contento tras probarlas, podías devolverlas.

En la mano es una zapatilla que no da una gran primera impresión. Dicho pronto y mal, se podría decir que tiene apariencia de zapatilla de gama media más que de un modelo representativo de la marca, que es lo que ha estado siendo la Roadhawk FF últimamente.

Cuando recibí el par de muestra para probarlas, empecé a entender porqué Asics se la ha jugado con esa campaña de marketing y es que la Asics Roadhawk FF esconde bastante bien sus virtudes dentro de lo que parece (no da la imagen de un modelo a la vanguardia en calidad de materiales o tecnología).

Asics Roadhawk FF

Cada kilómetro que he pasado con ellas me han ido gustando más y más y, aunque es un modelo con sus pegas, es una opción diferente en varios sentidos y que puede ser una zapatilla muy apta para distintos tipos de usuarios.

Chasis y mediasuela

Asics ha creado una categoría denominada Fast Running dentro de su línea de zapatillas donde ubica la Roadhawk FF y que es básicamente lo que viene a cubrir la zapatilla: entrenamientos alegres, competiciones largas a ritmos variados.

Es este motivo por el que Asics se ha olvidado de su clásica construcción de mediasuelas a base de capas de distintos materiales, TPU en el arco, Gel para amortiguar… En definitiva, piezas y piezas que suman peso y reducen rapidez a la zapatilla, de ahí que decidiesen utilizar un único material para crear la mediasuela de este «Halcón de la carretera», su material más avanzado: FlyteFoam.

El FlyteFoam es un derivado de la EVA pero cuyas propiedades lo catapultan a una categoría muy superior a lo que estamos acostumbrados a ver en este tipo de materiales de mediasuela. Es un material increíblemente ligero ya que puede llegar a reducir hasta un 55% el peso respecto a la EVA estándar, esto se debe a que su densidad es muy baja ya que posee una serie de poros internos que se rellenan con fibras orgánicas en las uniones para dar consistencia al material y mantener la ligereza.

La mayoría de estas fibras es Kevlar y eso permite que, además, el FlyteFoam sea estable y recupere la forma (resiliencia) de manera eficaz.

La geometría de la mediasuela es muy importante en la Asics Roadhawk FF, además sus formas son fácilmente apreciables: podemos ver como en el talón, justo por encima de la palabra FLYTEFOAM, tiene una especie de montañita que sube más que en el resto del upper.

Asics Roadhawk FF

Esta pestañita da soporte lateral al talón, algo que muchas zapatillas de pronadores están empezando a utilizar para controlar el pie sobre el chasis y creedme si os digo que funciona muy bien.

No solo ganan estabilidad en la Roadhawk con esta peculiaridad sino que la base de la zapatilla es bastante grande en el talón para el peso de la zapatilla; la Roadhawk FF tiene una anchura de base en talón de 91 mm y de 113 mm en antepié, si sacamos los datos de todas las zapatillas del mercado, veríamos que 91 mm en el talón para 113 mm en antepié significa que el talón es claramente más ancho de lo habitual y esto lo consiguen haciendo un chasis especialmente amplio en la zona trasera ya que la horma no es ancha en el talón.

Asics Roadhawk FF

Esto es algo que Asics deliberadamente ha buscado para no perjudicar la estabilidad de la zapatilla y para que pueda ser utilizada por gente lenta y pesada, no solo por corredores ligeros o rápidos.

En cuanto a perfiles, tiene 25 mm en talón y 17 mm en antepié, medidas muy de zapatilla mixta, aunque en el pie, especialmente en el antepié, se notan ligeramente altas, algo que no influye mucho en el rendimiento de la zapatilla ya que es estable y respondona.

El drop resultante es de 8 mm, algo que le va muy bien a la Asics Roadhawk FF ya que le da más dinamismo y mejor comportamiento a ritmos más vivos, haciendo que no posea un talón intrusivo. A pesar de estar diseñada para aterrizajes con esa zona, Asics ha sabido darle un contacto continuado con el suelo por si, al correr a ritmos más altos, aterrizamos algo más adelantados.

Asics Roadhawk FF

A pesar de que, como digo, la impresión de minimalismo abunda en la zapatilla, en Asics han cuidado mucho los detalles. Para hacer un modelo tan ligero y que funciona tan bien no puedes dejar nada al azar y claramente el trabajo detrás de la zapatilla es muy grande y es la razón de que en la mano me dejaran indiferente pero en el pie me hayan convencido de que es bastante interesante.

Creo que se ubican en una zona sin muchas rivales, quizá sea la Brooks Launch la zapatilla más cercana ya que puedes entrenar con ellas pero tiene carácter, aunque la Roadhawk es una zapatilla con un chasis más cercano al entrenamiento.

Suela

La suela de la Asics Roadhawk FF es sin duda la parte que menos me ha gustado por la falta de polivalencia y la simplicidad del diseño. Entiendo que Asics ha buscado darle durabilidad a base de usar AHAR (Asics high abrasion rubber) de 80º de dureza en casi toda la suela y es cierto que el taqueado delantero también está bien para traccionar en tierra, pero esa capacidad decae una vez la zapatilla empieza a tener kilómetros encima.

Asics Roadhawk FF

El objetivo ha sido el de hacer una suela funcional y duradera pero sin añadirle muchas complejidades que pudieran afectar al peso de la zapatilla y es posible que Asics haya acertado totalmente con este tipo de suela porque la verdad cumple muy bien casi todas las funciones, especialmente si sólo la utilizamos para asfalto seco o parque en muy buen estado.

Si la sacamos con lluvia, entonces le encontramos los límites pronto ya que carece de grandes vías de evacuación de agua (surcos) y es una suela bastante plana (además, la semana de prueba digamos que no ha sido precisamente la más seca aquí en el norte de España). Quizá esta es la parte de la que más quejas puedo tener, sobre todo corriendo en carril bici mojado, como ha sido mi caso, donde la falta de tracción hacía que no fuera todo lo rápido y seguro que hubiera querido.

La flexibilidad de la zapatilla no es grande, pero tampoco lo necesita, es una zapatilla que quiere tener algo de punch, algo de pegada. Mucha flexibilidad rompería con esa dinámica que ha conseguido Asics con el chasis de las Roadhawk, aun así no es una zapatilla que vayamos a notar rígida.

Asics Roadhawk FF

El caucho del talón se extiende por el lateral externo de la zapatilla y sumado a esto vemos que no hay mucha diferencia de altura entre el caucho y el Flytefoam, por lo que si aterrizamos de mediopié le podemos sacar bastante partido aunque no esté específicamente diseñada para ello.

Upper

La mejor manera de describir el upper de las Asics Roadhawk FF sería ‘minimalista’, y no me refiero a la corriente de zapatillas que hemos vivido en los últimos años, si no al concepto de diseño en sí: la Roadhawk no tiene ningún elemento que no necesite, Asics ha utilizado lo imprescindible pero nada más.

Asics Roadhawk FF

El resultado es bastante bueno, no es el mejor upper del mundo en nada, pero da un resultado más que aceptable y permite mantener una ventaja competitiva a la Roadhawk por encima de casi cualquier otra zapatilla del mercado: su peso.

El FlyteFoam es importante, pero el trabajo de reducción de peso en el upper es increíble, especialmente sin dejar vendido el ajuste del pie. La Asics Roadhawk FF es una zapatilla con una amortiguación buena y agradable si la comparamos con modelos de entrenamiento rivales, pero si tenemos en cuenta que encima solo pesa 229 gramos (252 gramos en talla 11 US), entonces te das cuenta de que estamos hablando de un modelo único.

Hay una obsesión alucinante en el mundillo con el peso de las zapatillas y hay estudios que respaldan esa preocupación, un ahorro de 100 gramos en una zapatilla equivale a 1% de ahorro en consumo de oxígeno y a (más o menos) medio segundo por kilómetro. Particularmente, creo que hay otros aspectos a tener en cuenta pero la Asics Roadhawk FF es una zapatilla que ofrece niveles de amortiguación dignos de una buena zapatilla de entrenamiento con un peso de voladora y, como decía, el upper ha sido clave para lograrlo.

Contamos con una malla engineered mesh en la parte delantera, con agujeros de ventilación grandes encima de los dedos y unos paneles más tupidos en los laterales del pie y la puntera. Se ha minimizado mucho el refuerzo de la puntera intentando mantener el peso bajo.

Asics Roadhawk FF

Al ser una zapatilla grande para mí, no he podido tener una valoración real de si va a ser una zapatilla susceptible a roturas, así que los que las hayáis probado y tengáis ese problema habitualmente, dejad vuestros comentarios.

La malla interna es tupida y cubre no solo la puntera sino los paneles del mediopié, por lo que digamos que tenemos un interior seamless o sin costuras y es otro punto que se aprecia al correr con ellas. Si bien no son las más acolchadas, el confort interno está bastante logrado.

En el mediopié, Asics ha sido lo más eficaz posible con el menor material para dar estructura, soporte y ajuste. Ha utilizado dos paneles de tres capas, la capa interna la formaría la malla tupida de la que acabo de hablar, la intermedia sería el logotipo de Asics que da estructura al panel y transmite los esfuerzos de tensión de los cordones al chasis, y la externa sería una malla que va sobre el logotipo.

Asics Roadhawk FF

Esta triple composición va “encapsulada” ya que tanto el sistema de cordones como los bordes de los paneles van termosellados, incluso el termosellado más atrasado se extiende alrededor del talón formando una estructura muy grande con muy poco material. Esto saca todo el potencial posible de unos termosellados muy finos; No es que sea un upper que te vaya a controlar el pie, pero si eres un corredor sin problemas de estabilidad, este upper puede darte servicio incluso en maratón sin problemas.

La parte del talón es la más similar a la de un modelo mixto o rápido, tiene un collar alargado que proporciona cercanía al pie y mucho ajuste, un contrafuerte alto y un acolchado justito, el recubrimiento interno es agradable y muy suave, algo que sumado a la parte interna de la lengüeta y a la malla interna transmite buenas sensaciones generales y poca sensación de ir en un modelo agresivo o hecho para altas velocidades.

Es un upper que desaparece en el pie y permite ciertas concesiones a ritmos vivos pero no es una zapatilla para ir a 3.45 min/km ya que, entonces, sí necesitaríamos un upper con soporte mejorado.

Horma

La horma de la Asics Roadhawk FF ha sido la parte más compleja de analizar para mí ya que la he probado en una talla más de la que suelo utilizar. A pesar de esto, no me quedan demasiado grandes en longitud por lo que quizá sea una zapatilla de tallaje justito. Es difícil hacer una valoración cuando el modelo que usas es una talla más grande pero diría que media talla más de la normal es lo ideal en este modelo.

Este error de talla también ha hecho que note la Roadhawk demasiado amplia en antepié, por lo que las sensaciones que he tenido y las que pueda tener alguien con la talla correcta pueden ser diferentes. Tras probar centenares de modelos, puedo decir que creo que va a ser una zapatilla con buen ajuste, un poquito más cercano que una Dynaflyte, por ejemplo, pero teniendo en cuenta que en el antepié solo hay malla sin refuerzos, será algo permisivo y agradable.

El arco de la zapatilla es muy agradable, largo y bajito pero con cierto soporte que, como digo, resulta muy confortable por su geometría e integración con el resto del chasis. Además, la plantilla Ortholite y un footbed blandito (Speva de 45º) ayudan mucho a que se perciba de manera agradable.

El mediopié va a ser la zona más cercana en cuanto a proporcionar soporte y ajuste al pie del corredor, no es una zapatilla con una retahíla de refuerzos muy grande, por lo que va a desempeñar esa función de ajuste en la medida de sus posibilidades. No busca controlarte el pie sobre el chasis sino que percibas un ajuste correcto, agradable y, sobre todo, sin añadir peso a la zapatilla. Es básicamente lo que te ofrece.

El ajuste de talón es un poquito más agresivo, más de competición. Asics ha optado por hacer un collar ligeramente alto en sensaciones y con poco acolchado, suficiente en la mayoría de los casos pero en ningún caso sobra un ápice de espuma alrededor del tobillo. Digo esto porque el contrafuerte es bastante alto y cerrado para sujetar el pie en el talón, algo que hace fantásticamente bien, pero esta geometría de talón con este acolchado puede ser fuente de rozaduras en el Aquiles para los que suelan tener molestias con esto.

Asics Roadhawk FF

Tras muchos kilómetros con ellas, no ha sido para nada mi caso, me gusta mucho como sujetan el tobillo a ritmos altos, pero sí que tiene un diseño un tanto particular como para dejarlo notar a los posibles interesados en comprarlas.

Es una zapatilla donde va a ser crucial tener un poquito de cuidado al ponérselas, quitárselas y atrlas para mantener el talón fijo ya que el acolchado es poquito y la pieza de contrafuerte es rígida y se deja notar. Si maltratamos esa zona, entonces el confort que tiene puede desaparecer y darnos problemas de roturas o rozaduras en el talón.

Amortiguación

La amortiguación de la Asics Roadhawk FF está muy bien lograda ya que es suficiente para entrenar si eres un corredor de hasta 75 kg más o menos y corres sub 5’20”/km, pero en ningún caso sobra nada de amortiguación.

El tacto es bastante agradable, sorprende ya que la dureza del Flytefoam es de 60º, muy por encima de lo que realmente captamos al correr y el recorrido que posee no es mucho por lo que no lastra al corredor cuando le metemos ritmos más exigentes (sub 4.30 min/km).

Su mayor cota de amortiguación está en el talón y baja progresivamente hasta el antepié, donde la balanza amortiguación blanda/firme se va inclinando hacia la firmeza para darle más carácter, no porque sea literalmente más dura, sino porque el recorrido decae.

La transición es bastante aceptable, podría mejorar pero desde luego no es ningún inconveniente que ponerle a la zapatilla, claramente se separa de la Dynaflyte en que tiene un poco menos de recorrido y más carácter, es una zapatilla más enfocada a ritmos vivos.

Conclusión

La Asics Roadhawk FF es una zapatilla interesante porque puede ser un modelo muy útil para cualquiera: puede servir como zapatilla de entrenamiento para alguien de 65 kg que ruede a 4.20 min/km, puede ser zapatilla para todo de muchos corredores ya que ofrece estabilidad, ligereza y amortiguación; o puede ser la zapatilla perfecta para rotar con un modelo más trotón ya que va a darte un plus de rapidez para los días de calidad y va a ser perfecta para competir en distancias de 10K hasta maratón.

La impresión inicial se ha ido disipando una vez que he entendido lo que Asics ha querido hacer con la Roadhawk: convertir la simplicidad en arte. Si además lo aderezas con un rendimiento bastante bueno, el resultado final es muy aprovechable.

Particularmente sigo prefiriendo la Dynaflyte, pero si se busca algo similar con más carácter, la Roadhawk es una gran opción.

Usuario tipo de las Asics Roadhawk FF:

  • Corredores neutros, supinadores o plantilleros de hasta 70 kg que busquen una zapatilla de entrenamiento para correr por asfalto o caminos en buen estado a ritmos más lentos de 4.15 min/km.
  • Corredores neutros supinadores o plantilleros de hasta 90 kg que busquen una zapatilla para entrenamientos de calidad, fartleks o competiciones de media maratón o maratón a ritmos más lentos de 4.20 min/km.

Asics Roadhawk FF

Asics Roadhawk FF
8.4

Chasis y estabilidad

9/10

    Amortiguación

    9/10

      Ajuste y horma

      9/10

        Upper

        9/10

          Suela

          8/10

            Lo mejor

            • Ideal como segunda zapatilla o para competir en distancias largas
            • Peso increíblemente bajo
            • Amortiguación suficiente y con respuesta
            • Sorprendentemente estable para su peso

            A mejorar

            • El precio en USA es de 100$ y en Europa 120€
            • No es una suela para usar mucho fuera de asfalto
            • Diseño simplista que puede esconder su calidad

            17 Comentarios

            1. Gracias!!

              y ya aprovecho, en tu opinión, como compañera de entreno, Boracay o Dynaflyte? Ahora mismo tengo unas Boracay v3 y me encantan, pero tengo la curiosidad de probar las Dynaflyte, merece la pena o seguimos con la pareja de Boston?

              un saludo!!

              • la dynaflite y la roadhawk se parecen, aunque la Dyna es más lujosa, más agradable, más amortiguada y más lenta.

                La roadhawk tiene tacto agradable pero menos recorrido, menos lujos para ahorrar peso y aunque la suela dura lo mismo o más da menos tracción.

                depende de que tipo de zapa quieras para combinar con Boracay, algo con más o menos amortiguación y más o menos rápido

            2. Las Boracay las uso para entrenos en general, ritmos de 4:20 a 5:00 y de pareja de baile actual tengo las zante v2 para entrenos alegres, series y competir hasta medio maratón.

              Quería saber si la pareja equivalente de asics sería Dyna y Roadhawk, pero veo que no.

              Creo que la pareja seguirá siendo NB. Quizá Dynaflyte para sustituir las Boracay cuando toque.

              Gracias!

            3. Ok, entendido.

              Yo peso unos 74kg y las zante las uso para ritmos de entre 3:15 y 4:00. La verdad es que cuanto más aprieto más inestables las noto y cuando me encantan es entre 4:20 y 3:50 más o menos.

              Buscaba algo con lo que siéntese la pisada más estable en las series más rápidas.

              Gracias por todo!

            4. es que las zante son para 3.45-4.25….no para ir más rápido.

              las 1500 v2 o v3 son más estables a ritmos sub 4

              la roadhawk si es mas estable, más ancha pero tambien es más tosca de mover

            5. Buenas, mirando la tabla de tallas veo que 29 cms corresponden con un 11,5us y en brooks llevo un 11 que corresponde a esos 29 cms, uso plantillas, de ahí que mire esa medida. En unas launch uso esa talla 11 us 29 cms. En Roadhawk cuál cogerías?. Gracias

              • media más que en el resto, para que te hagas una idea, las que he probado eran un 11us y jamás he usado un 11 en ninguna zapa de correr, así que tallan algo pequeñas y por lo tanto es recomendable comprarlas algo más grandes, fiarse de los CM suele ser acertar

            Escribir respuesta

            Please enter your comment!
            Please enter your name here

            Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.