Nike Zoom Vomero+ 8 Shield

La Nike Vomero cumple ya 8 ediciones. En 2006 debutó en la línea running de Nike con el objetivo de convertirse en el referente de mercado de zapatillas neutras tope de gama para corredores de peso medio o alto y que aterrizaran de talón. La verdad es que, de alguna forma, consiguieron que fuera un referente: ofrecía una amortiguación como no se había visto hasta el momento, muchísimo recorrido, tacto extremadamente blando y era ligera para la época (335 gramos).

Los principios de la Vomero eran claros, un upper mullido, confortable y agradable, muchísima amortiguación blanda, un contrafuerte de categoría y un talón modularizado. Fue pionera en esto último.

En 2006, Nike me envió un par para probarlas y, desde entonces, he tenido la suerte de probar todas las ediciones, algunas me salieron tan buenas que, tras machacarlas, compré otro par, especialmente las tres primeras fueron zapatillas de muchísimo nivel y que aportaban una amortiguación inaudita.

Esta versión es un poco especial y es una de las más importantes hasta la fecha. En primer lugar, es el modelo Shield. Si no lo sabes, Nike tiene varios modelos adaptados a cada época del año, los SHIELD para invierno y los BREATHE para verano.

Lo que la hace importante es que es el modelo que sucede a la Vomero 7, zapatilla que ha recibido muchas críticas porque se separó bastante de lo que habían sido las Vomero hasta la fecha, así que vamos a ver si han conseguido remendar esos defectos y qué tal resulta como zapatilla de running.

Chasis y mediasuela

Los primeros problemas que se vieron con la Vomero 7 fue que, entre otras muchas cosas, la mediasuela era totalmente diferente a los modelos previos. Contaba con Cushlon en toda la suela, se había eliminado la modularización del talón y la base de la zapatilla era ahora más estrecha, compacta y firme.

La Vomero 8 Shield, que es el modelo que nos ocupa, sigue esa misma línea. También hay que decir que las críticas a la Vomero 7 han venido, sobre todo, desde el sector Sneakerhead, que utilizaba este modelo como zapatilla de diario, para caminar, gimnasio o deporte ocasional, y también desde de los fanáticos de las versiones anteriores, digo esto porque desde un punto de vista de un runner, lo que ha intentado Nike con las Vomero 7 y 8 tiene su justificación y es muy razonable.

Nike Vomero+ 8 Shield - Perfil interior

Siempre se ha criticado de Nike en general y de la Vomero en particular que no eran zapatillas estables, y no lo eran debido al chasis (el upper no influía para nada en este aspecto). Nike quiso dejar claro que se preocupaban por su línea de running y, aprovechando su trabajo en la búsqueda de nuevos materiales y el desarrollo de la geometría de la mediasuela, pensaron que podían darle un chasis más estable a la Vomero 7 y que eso les haría ganar adeptos entre los corredores que buscasen amortiguación y estabilidad, básicamente los usuarios de Nimbus, Glycerin o Adistar Ride.

Sin duda alguna, la Vomero 8 -que comparte mediasuela con la 7- es una zapatilla mucho más estable que por ejemplo, las primeras ediciones del modelo. Ha ganado estabilidad y para ponerlo en perspectiva no tiene nada que envidiar a la Glide Boost, por ejemplo, de hecho es más estable que ésta, así que ya no es una zapatilla amortiguada inestable sino que, aunque sigue sin destacar en este aspecto, ha ganado muchos puntos a favor con respecto a las rivales.

Sigue sin destacar en estabilidad porque su base es estrecha (sobre todo en mediopié y talón) y su altura de perfil está por encima de la media, tiene un drop de 10 mm con un perfil de talón de 31 mm y de antepié de 21 mm, pero la sensación es de que es incluso más alta.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Perfil exterior

La mediasuela se compone de Cushlon, es un material que debutó en la primera versión y que ha ido evolucionando y ampliando su presencia hasta ocupar toda la mediasuela de las Vomero 8. Es la evolución del Phylon, más agradable, más duradero y con mayor capacidad de respuesta.

El Cushlon envuelve la típica y clásica cámara de aire, en este caso, el Zoom Air de Nike, es una de las muchas clases de cámara de aire que tiene Nike y, sin duda, la mejor para una zapatilla de running. El Zoom Air es un sistema que Nike desarrolló a mediados de los 90 con el objetivo de evolucionar su sistema de cámaras de aire y que debutó en 1995 en una zapatilla de baloncesto, la Air Go LWP. Es un sistema muy enfocado al baloncesto puesto que su perfil es más bajo que el AIR clásico.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Perfil exterior trasera

El Zoom ocupa de 4 a 8 mm de grosor, lo que acerca el pie al suelo y se tiene mejor respuesta y reacción. Esta pegada que posee el Zoom y que no tiene el sistema Air normal se debe a que la cámara Zoom está diseñada y construida en 3D, la parte superior e inferior de la cápsula están fuertemente unidas lateralmente por unas fibras de alta resistencia a la tensión, de hecho, el nombre del Zoom Air, cuando estaba en desarrollo, era Tensile Air. Como dato, deciros que el aire que posee la cámara está a una presión de 20 PSI, aproximadamente 1’4 kg/cm2 o 1’4 Bares, este dato es importante porque, cuando corremos, la fuerza con la que impactamos es mayor que la de nuestro peso corporal y está bien saber que para mover el sistema Air completamente hay que ponerse a correr.

La Vomero 8 Shield cuenta con dos cámaras de aire Zoom separadas en talón y antepié, su tacto siempre es muy agradable -pues es de bajo perfil- y más blanda que las otras cámaras de aire como Air Max, y muchísimo más aprovechable en una zapatilla de running.

En la parte superior de la mediasuela, aunque no se aprecie muy bien porque tiene el mismo color que el upper, existe una pestaña de Phylite que se eleva lateralmente, como un pequeño bordillo creado para que la plantilla no se mueva, es el Cuboid Pod, que trata de conseguir algo más de estabilidad rodeando el pie 360º y dando un pequeño soporte extra en caso de necesitarlo.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Vista abajo

La eliminación de la modularización del talón es algo que no me ha gustado demasiado, era muy fan de las primeras versiones, pero esa sustitución por el nuevo chasis -aunque le resta recorrido y algo de amortiguación- sí hace de la Vomero 8 una zapatilla mucho más estable.

Suela

En la suela de la Vomero 8 Shield no encontramos nada que no se esperase de una Nike.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Suela

Como no podía ser de otra manera, aquí la tecnología que destaca es el Waffle. Esa forma de gofre de la suela multitaqueada que una mañana inventó Bill Bowerman sigue hoy en día siendo un sistema muy eficaz para proporcionar tracción en todo tipo de superficies.

La Vomero 8 Shield tiene más de ¾ de suela cubiertas con este sistema, incluso en el mediopié y en el talón podemos apreciar el taqueado cuadrado característico.

Aunque no existan una modularización en sí, Nike ha dejado unos surcos bien marcados en la zona del talón y el mediopié externo que sectorizan un poco la suela, dando algo de independencia. Personalmente, no creo que sea suficiente, creo que era algo digno de mantener y que hay otras soluciones para aportar la estabilidad que querían darle, pero bueno, la Vomero 8 sigue manteniendo algo de ese talón independiente.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Suela talón

No han escatimado en caucho de alta durabilidad BRS1000, este caucho es algo más blando que los de la competencia y, aunque lo veamos en abundancia, no suele perjudicar el tacto de la zapatilla. Desde el talón hasta el comienzo del antepié, toda la Vomero está cubierta con BRS1000, también la puntera de la zapatilla, zona de alta exposición al rozamiento y al desgaste.

El taqueado amarillo del antepié es de Duralon, una goma de durabilidad inflada (Blown Rubber) que aporta una tracción mejor que el BRS1000 y es más agradable, aunque no llega a los niveles de durabilidad de éste.

A destacar el surco longitudinal de pisada (que, por ejemplo, Asics llama Guidance Line) que va desde el centro del talón hasta la puntera, separa el antepié en dos zonas -por así decirlo-, una la de los corredores neutros o supinadores y otra, la interior, la más utilizada ya porque se tenga algo de pronación o porque se tienda a ella con los kilómetros.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Surco

Otro detalle a destacar es lo bien sectorizado que está el antepié. Los surcos de flexibilidad rectos se combinan con otros longitudinales formando una especie de parrilla a base de módulos cuadrados e independientes, Nike llama a esto Natural Motion Engineering, que suena mucho más cool, y el resultado final es que la Vomero 8 Shield tiene una buena flexibilidad, perfecta para el usuario tipo de este modelo.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Suela delante

La durabilidad es bastante buena, aguantan 800 kilómetros sin mayor problema, además, su desgaste no suele venir por estrés o porque la capacidad de recuperación o amortiguación falle pronto, más bien por desgaste del taqueado y no porque se gasten rápido, que más o menos duran como la mayoría, sinó porque la tracción se ve afectada en cuanto los tacos en una zapatilla para asfalto mojado pierden grosor.

Upper

El upper de la Vomero 8 es una de las grandes evoluciones del modelo. Las Vomero siempre han sido de uppers acolchados, con bastantes refuerzos e incluso TPU en las tiras de mediopié y, en general, uppers que buscaban el confort sobre todas las cosas.

En esta versión han pretendido ponerse al día en el mercado, aligerar peso y tirar de nuevas tecnologías. Salvo la unión de la lengüeta (que casi siempre va cosida) y el contrafuerte, el resto del upper es termosellado, ENTERO, todas las tiras, refuerzo, la malla… todo va termosellado, incluso el Swoosh (el logo de Nike).

Nike Vomero+ 8 Shield - Swoosh

Con esto, Nike deja claro que cuando quiere, puede. Aunque no he probado la versión normal, solo esta Shield, la he tenido en la mano y es más que evidente que es una zapatilla bastante bien ventilada.

La Shield tiene muchas particularidades que hay que comentar. Para empezar, la malla es una rejilla (de H20 Repel Mesh doble capa) con cuadrículas muy pequeñas y con una consistencia muy grande.

Además, encima de los dedos, entre ambas capas de H20 Repel Mesh, y en el contrafuerte de talón, cuenta con un panel reflectante, con huecos que simulan en camuflaje de un animal y que le dan un toque muy llamativo a la zapatilla. Esta parte de la Vomero 8 es la más resistente al agua, también la más expuesta a la lluvia, pero tanto la malla repelente al agua como el panel reflectante están muy bien unidos a la puntera y a la zona de los cordones, se han integrado perfectamente.

Nike Vomero+ 8 Shield - Estampado

Hay que decir que el panel reflectante y la malla repelente son menos maleables y flexibles que una malla normal, lógicamente, pero a pesar de ello estos materiales han experimentado una evolución muy grande desde las primeras versiones de Shield, que eran mucho más rígidas.

La zona de mediopié se basa en un panel de rejilla repelente rodeado de unas tiras de TPU termoselladas que unen el sistema de cordones y el chasis, todo ello está acompañado del Dynamic Fit, cinco tiras dobles en cada lateral ocultas tras el panel de malla repelente al agua que unen cada agujero de los cordones con el chasis, a excepción del agujero más bajo. Además, por la parte interna tiene una membrana extra para evitar rozaduras con el pie.

La verdad es que las tiras termoselladas, el Dynamic Fit y el panel de H2O Repel Mesh, que es bastante consistente, aportan la suficiente estructura al upper para proporcionar un ajuste muy bueno.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Lengüeta

La lengüeta también es diferente a las habituales en Vomero, es fina y ligera, no es aquella tan gruesa y mullida de las primeras versiones y, en cuanto al collar, posee mucho apoyo, es fino pero acolchado. Digo que tiene mucho apoyo porque el upper es bastante recio, no es endeble, el aquiles es ligeramente alto y se deja notar pero corriendo no presenta ningún problema.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Aquiles

En general, y a pesar de ser un upper ligero y termosellado, han conseguido darle una rigidez estructural muy buena.

El peso de la zapatilla es de 306 gramos, dato increíble teniendo en cuenta que es un modelo resistente al agua y con tanta amortiguación. El upper ha influido mucho en este dato, aún recuerdo los primeros modelos de Nike Shield, por ejemplo, una de las primeras Lunarglide Shield, que podían llegar a pesar 40 gramos más que las normales y, además, tenían la amortiguación más dura. Mucho ha avanzado Nike con el Shield en apenas dos años, todo un logro que los que vivimos en zonas con tanta lluvia agradecemos mucho.

La ventilación en una zapatilla repelente al agua no se puede comparar con una que no lo sea, la Vomero 8 normal tiene una buena ventilación, esta Shield es específica para climatología adversa y no tiene una buena ventilación en global, pero si la comparamos con cualquier zapatilla de Goretex, seguramente saldría ganando ya que sí es mucho más ventilada que éstas.

Hay que decir que no es 100% resistente al agua. Si cae mucha agua entre la lengüeta y el upper, al final penetrará, no es para meterla totalmente en charcos profundos o cruzar un río. Ahora bien, para correr por zonas mojadas con charcos normales, la zapatilla es garantía total de impermeabilidad.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Charco

Horma

Las hormas de Nike son las más universales y casi siempre deberían ser tomadas como referencia, pues todos hemos tenido una Nike.

La Vomero 8+ Shield no se sale de lo esperado, es una horma totalmente estándar, quizá ligeramente corta en longitud pero no de manera realmente importante. Para que os hagáis una idea, es muy similar a lo que puede ser una Response Cushion o una Glycerin, y quizá algo más corta que unas Asics Nimbus.

Cuenta con suficiente espacio en el antepié para un pie normal, no es estrecha ni excesivamente generosa. Si se tiene el pie estrecho se podría utilizar porque el upper tiene consistencia, y con un pie normal o quizá hasta ligeramente ancho también podría utilizarse.

Las medidas de la horma no se salen de las líneas normales de cualquier otra zapatilla, si bien el upper siempre influye en la percepción de espacio que tenemos. Aquí hay que hacer algún matiz, el mediopié es una zona que, debido al conjunto de base estrecha y upper de alta rigidez, da una sensación de ajuste mayor de lo que la anchura en un principio dictaría. Si bien no es agobiante, sí se nota que el ajuste al pie en la zona media es mucho mayor que en el antepié.

El talón siempre ha sido un punto fuerte de las Vomero, siempre han apostado mucho por contrafuertes rígidos y de calidad. En este caso, la tradición se mantiene y cuenta con un contrafuerte al que Nike llama Molded Fit Frame de mucha categoría y consistencia, además, exteriormente tiene un panel reflectante similar al encontrado en la malla delantera.

Nike Vomero+ 8 Shield - Noche

La plantilla sigue siendo de dos densidades, la superior más blanda y la inferior más consistente pero aún así muy blanda. Es una grandísima plantilla, de mucha calidad, Ortholite para más señas y está moldeada específicamente para la horma de la Vomero 8 shield.

Amortiguación

Es una Vomero, no puede tener mala amortiguación. Hasta aquí todos de acuerdo, pero sí hay cosas que han cambiado desde el origen de la saga.

La Vomero, en sus primeras 5 o 6 ediciones, era la zapatilla más amortiguada del mercado tanto en recorrido como en tacto blando. Actualmente, hay una corriente maximalista liderada por Hoka que hace que ya no sea la más amortiguada pero, aparte de ello, hay que decir que la Vomero 7 fue la Vomero de tacto más firme hasta el momento. Además, perdió bastante amortiguación debido al nuevo chasis más estable y a ciertos acabados.

Por ejemplo, la zona donde reposa la plantilla estaba diseñada en dos partes, la del talón era una pieza de fibras de celulosa bastante dura y que hacía que las sensaciones de amortiguación fueran muy diferentes con respecto a lo visto hasta ahora. Sin embargo, la Vomero 8 ya no es así. La mediasuela es la misma pero este detalle tan importante ha cambiado, ahora el footbed (la zona donde descansa la plantilla) está cubierto con Rideliner Foam, un compuesto de Phylite y Poliuretano muchísimo más blando y agradable que la estructura de fibras de celulosa de la Vomero 7. Así, se ganan muchos puntos en sensaciones y tacto, no es una Vomero 3 o 4 pero sigue siendo una zapatilla muy amortiguada.

El tacto es suave, agradable y blando, no tanto como en las primeras versiones ya que el chasis es más estable y ya no cuenta con el talón modularizado, pero es una zapatilla muy amortiguada, de las mejores de su categoría sin duda.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Arco

Cuenta con una transición muy agradable, a destacar el tacto de amortiguación bajo el arco y tiene una pegada mayor que sus predecesoras. Esto, además, reduce el problema que un pequeño % de gente tenía, suele pasar en zapatillas con mucha amortiguación blanda y largo recorrido como las antiguas Vomero o las actuales Nimbus, que se te duerma el pie, te creen ampollas o que la sudoración y el calor sean muy grandes. La Vomero 8 ya no tiene tanto ese problema, siempre es un porcentaje muy bajo de corredores los que sufren de esto.

Conclusión

La Vomero 8 Shield es una buena zapatilla si eres talonador, buscas algo de tacto blando y amortiguado y la quieres utilizar en condiciones meteorológicas adversas. No se me ocurre una mejor zapatilla para correr con lluvia en asfalto ahora mismo.

Nike Zoom Vomero+ 8 Shield - Vista arriba

Nike se ha esforzado mucho con el upper de la Vomero, no solo con la membrana antiagua y los reflectantes, sino con los termosellados, se han puesto al día y de qué manera, ello les ha llevado a ofrecernos una zapatilla de apenas 300 gramos de peso con protección contra el agua, amortiguación y capaz de aguantar bastantes kg de peso, algo muy destacable.

El peso, el tacto, el recorrido de amortiguación, los acabados y la reflectividad son las grandes bazas de la Vomero.

La parte menos buena es que los usuarios de las primeras versiones no van a encontrar continuidad, es una zapatilla con similitudes pero bastante diferente, menos blanda, más estable.

Los terrenos por los que se puede mover son variados, la tierra en buen estado y el asfalto son las mejores zonas para la Vomero.

El usuario tipo es amplio, de 65 a 90 kg podrían utilizarla sin problemas si los ritmos son adecuados.

Como pudísteis ver en la comparativa de neutras, la Vomero quedó en muy buen lugar. Se ha convertido en una zapatilla más completa de lo que era al principio, muchos quizá no quieran eso y rezan porque vuelvan las originales, pero entiendo muy bien que Nike quiera apostar por una zapatilla más equilibrada y que los runners “serios”, que siempre han corrido con otras marcas, puedan darlas una oportunidad.

Los pocos supinadores que hay tienen, en las Vomero, una gran opción.

Usuario tipo

  • Neutros, plantilleros o supinadores de 65 a 75 kg para entrenar en asfalto o tierra a ritmos más lentos de 4.20 min/km.
  • Neutros o plantilleros de entre 75 y 90 kg para entrenar en asfalto o tierra a ritmos más lentos de 4.30 min/km.

19 Comentarios

  1. pues para los enemigos de las amortiguaciones tan blandas la verdad que nos alegramos de que la vomero sea mas estable y no tan blanda y creo que nike tendria que hacer lo mismo contodas sus zapas, posiblemente perdera a algunos adeptos, pero creo que ganara a muchos mas, un saludo y como siempre impresionante review.

  2. la cuestion es que es mejor zapa de running, pero eso hara que venda mas o menos…. yo creo que menos, la vomero tiene mucho publico fuera del running y a ese publico le gustaba el tacto blando….. buena noticia si corres, mala si no

  3. Hola Jonathan, me han recomendado las vomero 9, pero no he encontrado ninguna review por ninguna parte. El caso es que soy pronador, con plantillas, peso 84 mido 1.88,mi ritmo máximo es 4.30 y alguna serie de 4.10,uso para todas distancias y maratón en ironman. Vengo de las on cloudsurfer y quería algo más estable pero sin ser armatoste y que me permitiese usar las plantillas. Había mirado las nb 1080v4 y las wave rider 17,pwro el de la tienda me ha sacado estas. La verdad que no son ligeras pero me las he puesto y son cómodas de narices. El caso es, se ajustan a lo que necesito? Están orientadas solo a entreno o también a competir en maratón? El de la tienda me ha dicho que sí, que tanto para lo uno como para lo otro. Ya me dices. Muchas gracias!

  4. Buenos días, buenas tardes, buenas noches, solo quiero saber que opinan de estas zapatillas para empezar a correr desde cero, la verdad es que he padecido de la rodilla, y me gustaría empezar a poder agarrar condición para carreras largas.

    Muchas gracias.

  5. Una pregunta: por qué el talón es desigual en las vomero, lo cual inclina el pie hacia afuera. Esto empeora la pisada de los supinadores que desgastamos el calzado en la parte de afuera de los talones. O cuál es el objetivo de esta desigualdad en el talón que se lo ve también en las pegasus.

  6. Buenos días, corrí 4 años con las Pegasus 27 y me resultaron muy pero muy bien. Es hora de cambiarlas, y quería consultar si este modelo me vendrá bien. Mido 1,90 y peso 90kg. Mi ritmo es de 4:45 en 10km. Saludos y gracias.

  7. Buenos días/tardes/noches!
    En vista que no me he pillado ni un review de las vomero 9 quería preguntar por aquí como andarían para alguien de pisada neutra y que prona levemente con el andar, que ha tenido problemas a la rodilla (ligamento cruzado y meniscos), que anda a ritmos mas bien lentos (5 – 6 min/km) y a distancias de 5 a 10 kilómetros.
    Muchas gracias desde ya :)!

  8. Por completar este review, he de decir que el panel reflectante se fue litarealmente despedazando y rompiendo al poco de empezar a usarlas con el roce del pie. Y al entrar en contacto la malla directamente con el pie, aparecieron rotos a la altura de las uñas.
    Y eso que corro poco.
    Un desastre porque me parecían muy chulas para reciclarlas después con vaqueros y tal, y no me dieron ni para correr 1 año a ritmos lentísimos, 3 veces a la semana 6 u 8 km.
    Y el repelente de agua solo vale para ciertas gotillas. El charco de lo tragas igual, por lo que no soluciona nada en días lluviosos.
    En verano resultaban especialmente calurosas.

  9. Digo que no me dieron 1 año porque ya la malla se ve directamente el pié por los lados. Desde los 2 primeros meses tuve que correr con un agujero a la altura del dedo gordo. Y jamás me ha pasado con otras zapatillas.

  10. Hola, con un modelo anterior de las vomero me pasó que la cámara de aire se pinchó. Corro este riesgo? Entreno por zonas en la que alguna roseta (soy argentino, no sé cómo lo diran en otros lados) puede llegar a tocar la zapa.

Escribir respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.