Las Skechers GOmeb Speed 4 han dado un tremendo salto de calidad, mejorando absolutamente en todo a sus predecesoras pero con la gracia de que su filosofía e ideas generales siguen fieles a la idea original de esta familia de zapatillas, la de ser unas zapatillas voladoras no radicales muy versátiles, tan válidas para ir volando bajo a ritmos de “tres pelao el kilómetro” como para moverse a ritmos alrededor de los 4’/km durante bastantes kilómetros.

Podéis ver las Skechers GOmeb Speed 4 en infinidad de corredores, tanto populares como élite, en pruebas de 10K, media maratón o maratón (y no precisamente de paseo sino terminando en el podio o, incluso en la maratón de los JJOO de Río 2016, en los pies de Meb Keflezighi que le da nombre al modelo) y también las veréis mucho como zapatillas para triatlón, sobre todo en los pies de los que hacen pruebas de media y larga distancia porque quizá sea ése uno de los entornos en el que estas zapatillas dan el do de pecho y se han erigido como unas de las mejores alternativas actuales.

Tengo predilección por esta saga de zapatillas con la que he hecho muchos kilómetros (incluso en competición) y a la que he podido ir viendo evolucionar desde su primer modelo que, aunque ahora denominemos ya todos GOmeb Speed, inicialmente se lanzaron como GOrun Speed (el ‘GOmeb aparecía sólo en el upper). La segunda versión me la salté pero volví a machacar muy a gusto las terceras, GOmeb Speed 3, que han permanecido en el catálogo de Skechers durante algo más de dos años.

Bueno, en realidad, lanzaron en medio unas GOmeb Speed 3 2016 que no sabría si considerar un modelo aparte como tal porque modificaban el upper de las GOmeb Speed 3 para pasarlo a uno tipo knit (GOknit) y que muchas marcas habrían considerado como una nueva versión y así se habría mantenido el clásico ciclo bienal de un cambio grande un año y un cambio menor al siguiente. Otra opción habría sido utilizar GOmeb Speed 3.5 en el nombre pero lo mismo habían liado más como creo que estoy haciendo ahora con vosotros, así que dejémonos de disquisiciones filosóficas y volvamos a las GOmeb Speed 4, que son las que nos interesan ahora.

Como comenté antes, el salto ha sido muy grande y no sólo han mejorado en todo (mediasuela, suela, upper, horma, dinámica…) sino que han conseguido la cuadratura del círculo y hacerlas más aptas para los que aún seguían algo recelosos de algunos recursos clásicos de Skechers, como el M-Strike o el diseño de la suela con forma de circulillos.

Las GOmeb Speed 4 son unas zapatillas perfectamente utilizables por igual por los amantes de las nuevas tendencias y por los corredores más clasicones y chapados a la antigua y pueden pelear de tú a tú con lo más granado del segmento de las zapatillas voladoras, como vais a ir viendo a lo largo de este análisis a fondo.

Skechers GOmeb Speed 4

Mediasuela

En la mediasuela de las GOmeb Speed 4 destacaría, sobre todo, la ausencia total del (anteriormente) clásico M-Strike que implicaba cierto “bultillo” en la zona media y que generaba amores y odios a partes iguales entre los corredores.

La versión anterior ya eran las Skechers en las que menos se notaba de entre los modelos que había entonces (por ejemplo, Skechers GOrun Ride 5, Skechers GOrun Strada) y hemos ido viendo cómo han tendido a reducirlo o prácticamente eliminarlo también en muchos de los modelos actuales como, por ejemplo, en las fantásticas Skechers GOrun 5.

Siguen manteniendo el diseño curvado o de mecedora -como se suele denominar- pero la sensación al pisar sobre ellas es más planita, sin ese abultamiento que a algunos corredores de mediopié o fuertemente talonadores no terminaba de irles del todo bien.

Se mantiene el drop de 4 milímetros implementado sobre unas alturas de 21 milímetros en el talón y 17 milímetros en el antepié, alturas no excesivamente agresivas para unas zapatillas voladoras y que se agradecen cuando se tiene una buena técnica porque permiten utilizarlas prácticamente como si fueran unas zapatillas mixtas cañeras.

A esas medidas hay que sumarle un par de milímetros de una finísima plantilla que viene inicialmente pegada al footbed y que, en caso de quitarla, deberíamos sustituirla por otra (personalizada o no) ya que no es posible correr con las Skechers GOmeb Speed 4 sin plantillas (de hecho, el footbed es una capa de tela testimonial, no añade nada de amortiguación a lo que ofrece la mediasuela).

El compuesto utilizado es el Resalyte 5 GEN que, aunque muchos no lo saben, es un derivado del poliuretano, no de la EVA, que funciona bastante bien, la verdad porque es capaz de ofrecerlo prácticamente todo él solito: amortiguación, durabilidad, ligereza, respuesta, etc. Otros materiales como el Boost o EVERUN han obtenido más fama y muchos los idolatran pero, así como quien no quiere la cosa, sin hacer tanto ruido, tenemos compuestos como el Resalyte 5 GEN que pueden hacer cosas tan chulas o más que esos otros más “famosetes”.

La densidad es prácticamente uniforme en toda la mediasuela y las variaciones de cinco grados como mucho me hacen pensar que es toda del mismo compuesto, siendo la placa rígida del mediopié el único elemento que evita que podamos decir que toda la mediasuela es un bloque uniforme. Esta placa es de la casa DuPont, de Delrin, un material termoplástico de mucha rigidez y resistencia que aquí tiene la función de controlar la flexión y la torsión y también de generar cierto efecto catapulta que nos ayude a realizar una transición de la pisada más rápida.

Esta placa del mediopié de las GOmeb Speed 4 queda muy cerca de la planta del pie y se nota más su efecto que en los modelos anteriores, tanto en el efecto catapulta que genera como en el control de la torsión, dándole un plus de estabilidad, como en el control de la flexión. De hecho, creo que la flexión ha mejorado bastante ya que ahora se arquean de manera muy uniforme, sin saltos bruscos pero tampoco requiriendo una fuerza excesiva para doblarlas.

Skechers GOmeb Speed 4

Esa estabilidad, sumada a que no son excesivamente altas, a que el Resalyte 5 GEN no ofrece mucho recorrido en la amortiguación y a que tienen bastante base de apoyo, las hace ideales para largas distancias, sobre todo en triatlón donde lo último que necesitas es una mediasuela blandurria que flanee para todos los lados.

Es curioso que, si nos dejan calzarnos las GOmeb Speed 4 y nos preguntan si creemos que tienen mucha o poca base, casi todos responderíamos que mucha porque es la sensación que transmiten pero las medidas dicen que andan en la media o incluso un poco por debajo en el talón.

El tacto global de la amortiguación tiende a firme (curioso porque cuando las chafas con la mano, ceden con facilidad) pero no llega a ser seco y ni necesita tiempo para ponerse a tono ni notas que varíe su comportamiento con el paso de los kilómetros. Quienes vengan de los modelos anteriores, notarán bastante ese cambio pero, tranquilos, porque no son duras y lo que sí sentiréis es una mayor respuesta. No son botosas, pero sí que se nota cómo se aprovecha más la fuerza que se ejerce contra el suelo.

Corriendo planito, centrado y de mediopié son una delicia y se agradece mucho la desaparición del bulto y también su capacidad para flexar y los dibujillos del reborde de la mediasuela, que permiten cierta compresión extra cuando apoya el “canto” del pie (sea el lateral exterior o el talón) que suaviza un poco el tacto de la amortiguación y que permite que el apoyo comience haciéndose de una manera muy progresiva. Lo curioso es que ese diseño se mantiene tanto en la parte exterior como en la interior donde, quizá, me habría esperado un bloque algo más macizo, al menos en la zona del talón.

Suela

La suela de las GOmeb Speed 4 ha cambiado y evolucionado tanto o más que la mediasuela y, aunque era una zona que no funcionaba nada mal en las GOmeb Speed 3, creo que hay acuerdo generalizado en considerar que han mejorado claramente.

Skechers GOmeb Speed 4

Ahora hay mucha suela cubierta, digamos que un 80% frente al recubrimiento testimonial de algunos circulillos que había en sus predecesoras pero no se ha puesto un caucho excesivamente duro sino que es mucho más blando que lo que se suele ver incluso en el antepié de las zapatillas, de hecho, apenas 15º-20º más duro que el Resalyte 5 GEN por lo que, tranquilos, que seguiréis disfrutando de ese gran agarre que siempre ha caracterizado a esta familia de zapatillas.

El diseño es muy planito por lo que su entorno natural son las superficies lisas, asfalto y tartán, y gracias a los vaciados que tiene a modo de bajorrelieve no van nada mal en tierra compacta o parque mientras no haya mucha cantidad de arena. En césped ya no van tan bien pero es que no se puede tener todo.

Skechers GOmeb Speed 4

Aunque sea tan blandito, no he visto un desgaste prematuro así que diría que van a seguir siendo unas voladoras bastante duraderas, no como unas zapatillas de entrenamiento, pero sí que se le pueden sacar más kilómetros de los esperados en unas zapatillas con un rendimiento tan bueno en cuanto al agarre (incluso en mojado van bien).

La capa de suela es muy finita, apenas un par de milímetros y llama la atención que queda al ras, como integrada dentro de la mediasuela, metiéndose dentro de ella en lugar de sobresalir como es habitual. Creo que no lo había visto nunca antes en ninguna otra zapatilla y la verdad es que va genial para superficies lisas.

Una de las cosas que me han llamado la atención es que los rebordes no están igual en el antepié y en el talón y tampoco en la parte interior y exterior de cada zona. Por ejemplo, en el talón, el borde exterior llega hasta el mismísimo borde, pero por el interior queda un pelín de mediasuela al aire, no llega hasta el final. De hecho, en la parte exterior del talón, la que típicamente se lleva los roces cuando apoyamos el pie (eso que lleva a algunos a suponer erróneamente que “como desgasto por el exterior soy supinador“) es también algo más gruesa, más protegida.

Skechers GOmeb Speed 4

En la parte delantera no ocurre lo mismo sino que en los dos casos se ha llegado hasta un poquito antes del borde, algo que también se ha hecho en la puntera donde quizá habría continuado para cubrirla completamente ya que lo normal es que clavemos la parte central de ésta en el momento final del impulso.

Skechers GOmeb Speed 4

Hay mucho contacto con el suelo, prácticamente total y, aunque queda al descubierto una buena parte en la zona media, no he observado tampoco deterioro prematuro en la parte blanca si bien es cierto que no me he metido por muchos pedregales y supongo que quien entrene mucho por ahí puede observar cómo se le hace algún que otro pellizco. No obstante, no metería por ahí estas zapatillas, más que nada, porque no las veo adecuadas, no porque tengan menor protección por su grosor de mediasuela.

El vaciado de la suela ayuda no sólo a aligerarlas un poco sino también a permitir una buena flexión que se ha reforzado haciéndole algunos cortecillos en algunas zonas.

Si fuera por mí, habría cubierto completamente la suela o, al menos, todo el borde exterior porque son (somos) muchos los que pisan de mediopié con ellas y así se protege un poco más la zona que probablemente apoya primero: la parte central exterior.

Upper

Con el upper de las GOmeb Speed 4 es con lo único con lo que tengo dudas, no porque no sea un buen upper sino porque es la única zona en la que no me atrevo a decir categóricamente que ha mejorado porque puede haber algunos aspectos en los que a algunos les parezca mejor lo que tenían las GOmeb Speed 3. No obstante, en general, la mayoría de estos “puntos de duda” vendrán determinados más bien por preferencias personales que por causas objetivas, de ahí que la nota obtenida para este apartado sea buena.

La base es, como no podía ser de otro modo, el GOknit, la variante de Skechers del cuasi omnipresente knit que ya implementan la mayoría de marcas y que permite elaborar el upper prácticamente al completo con un único hilo que se va entretejiendo jugando con las densidades y entramados en función de si se quiere mayor resistencia, elasticidad, transpirabilidad, etc.

Skechers GOmeb Speed 4

Me ha sorprendido que es un upper totalmente inelástico, algo que suelen tener los que son tipo knit y tampoco es una telilla suave y finita sino que al tacto, parece más áspero y tosco que otros. Sin embargo, no os asustéis en la primera puesta porque en dos o tres usos se ablanda y suaviza bastante y tampoco deberíais tener problemas por rozaduras por más que sea menos suavito que lo que a veces encontráis en los interiores de las zapatillas.

A cambio, no andan nada mal de resistencia y, de hecho, se han cuidado mucho de proteger las zonas susceptibles de roces como vemos no sólo en la puntera sino también en los faldones laterales, con un tejido más denso, o en la ojetera, con un termopegado transparente que puede pasar prácticamente desapercibido pero que evita que se desgarren los ojales.

Skechers GOmeb Speed 4

El interior es, por supuesto, sin costuras para que se puedan utilizar sin calcetines si así se desea aunque, como comenté en un apartado anterior, la plantilla la tenéis que dejar sí o sí. Bueno, dejarla o cambiarla por otra pero olvidaros de correr con la planta del pie posada directamente sobre el upper como sí se puede hacer con alguna otra Skechers.

La amplitud que ofrecen es enorme (entraremos en detalle en el siguiente apartado), sobre todo en el antepié donde, a mi juicio, son excesivamente amplias y no sé si no será que se le ha ido un poco la mano a la hora de intentar satisfacer a los que criticaban en las GOmeb Speed 3 que la horma quizá era un poco estrecha.

Skechers GOmeb Speed 4

A nivel de anchura, vale, admitimos pulpo si queréis porque ya es cosa de que a uno le guste llevar más o menos ajustada la zona de los metas (en unas voladoras yo prefiero tender a ajustado pero estamos hablando de unas voladoras que se pueden alargar en los kilómetros así que no le viene mal para la larga distancia) pero al haber tanto espacio y no ser elástico el upper, si quedan muy separadas, pueden hacer una doblez hacia abajo que genera una sensación un tanto extraña en la parte superior de la parte delantera del pie. No creo que a nadie le llegue a producir rozaduras salvo quizá si va sin calcetines pero sí es una sensación rara y, ya no sólo por la sensación sino porque realmente es un ajuste un tanto laxo de más.

Aquí influye también que el primer ojal queda algo alejado de la puntera y que quizá el tejido más denso que va desde ese ojal hasta la puntera no tira lo suficiente. Desde ese primer ojal ya sale una ojetera clásica y no deberíamos tener problemas en conseguir el ajuste deseado en la zona media a pesar de la amplitud de base que hay en el mediopié pero seguro que los habituales de esta familia de zapatillas se sienten extraños en los primeros usos. Eso sí, los que las quieran para larga distancia, genial, lo agradecerán muchísimo, al igual que los de pies voluminosos o incluso los que necesiten plantillas personalizadas.

Skechers GOmeb Speed 4

No obstante, si vais a ponerle unas plantillas, probadlas bien con ellas dentro porque el collar no es muy alto y es bastante abierto así que tendríais que ver si os dan suficiente sujeción. Además, aunque tienen el ojal adicional y lo utilicemos, la esquinita final donde se encuentran los dos últimos ojales (último y adicional), si la apretamos mucho puede apretar más de la cuenta en la parte delantera del tobillo.

En esta zona trasera también vemos cosillas interesantes o curiosas como por ejemplo el doble contrafuerte ya que, además del contrafuerte interno, hay una pieza exterior plástica que lo refuerza y que sube hasta la mitad del calcáneo (más o menos) dejando esa zona mucho más reforzada que en versiones anteriores y a años luz de lo que tenían las primeras Skechers que carecían totalmente de contrafuerte. Por cierto, para los tecnólogos, esa pieza externa es de Hytrel, de Dupont, el material que se utilizó en la placa del mediopié de la primera versión de las GOmeb Speed.

Skechers GOmeb Speed 4

También es curioso cómo se mete un poco hacia dentro el collar en la zona del aquiles (donde pone ‘MEB’), máxime, después de subir prácticamente recto en lugar de haciendo la curvatura del calcáneo.

Transpiran muy bien y no empapan apenas agua con lo que nuevo punto a favor para la larga distancia y para el triatlón aunque, para éstos (triatletas), quizá han perdido un puntito al no traer ya el segundo juego de cordones elástico. Siguen trayendo dos cordones, pero son estándar ambos, totalmente inelásticos, uno un poco más clasicón que el otro y con una ligera variación en la anchura. Las he usado sobre todo con los naranjitas que veis en las fotos y recomendaría hacer el doble nudo porque, aunque no sea la norma, a veces se pueden desatar.

Siguiendo con los avisos, tened cuidado también en los dos o tres primeros usos, sobre todo si hace calor y hay humedad porque pueden desteñir un poco o, al menos, a mí me han dejado unos calcetines blanquitos ligeramente teñidos de anaranjado.

Por último, destacar el trabajo de los reflectantes porque, con los dos que hay en antepié y otros dos en el talón, colocados como si fueran los intermitentes de un coche, en las esquinas más el “MEB” del collar, deberían vernos sin problemas en cuanto nos alumbren con los focos de un coche.

Horma

La horma de las GOmeb Speed 4 se ha pasado al otro extremo y, si en sus tres predecesoras comentábamos que quizá eran estrechitas y angostas de más y hasta recomendábamos plantearse subir media talla, ahora es totalmente al contrario: muchísima amplitud y un tallaje que en algún sitio hasta recomiendan bajar en media talla.

Personalmente, no rebajaría la talla salvo que la que tengamos como referencia nos quede ya grande pero recomiendo encarecidamente probarlas bien y con calma para cercionarnos de que vamos a ir bien con nuestra talla habitual.

Como he dicho en el apartado del upper, ofrecen muchísima amplitud a lo ancho, a lo largo de toda la base con lo que admitirían perfectamente unas plantillas incluso anchotas y, como ya no se marca el bulto central, ya no tendría las reticencias que he demostrado casi siempre acerca de lo de poner unas plantillas personalizadas en unas Skechers.

En la zona del talón, a pesar de esa amplitud, no debería tener problemas nadie salvo por la sensación (real) de que son algo bajitas de altura y tampoco deberían plantear dudas a nadie en la zona media a pesar de dejar mucha amplitud y hasta producir alguna arruguilla en el caso de que el pie sea muy estrechito o con arco muy alto. Aquí también se han ido al otro extremo porque las versiones anteriores apoyaban bien en arcos altos y regular o incluso mal en los bajos y ahora es al revés y funcionarán mejor para arcos normales o bajos.

Pero en el antepié sí que creo que se han pasado un poco con la amplitud en anchura y en altura y, de hecho, para volar bajo con ellas, las noto incluso faltas de sujeción delantera. Es más, para ese uso (volar bajo en carreras cortas) sí que me podría plantear el reducir media talla.

Dinámica de las Skechers GOmeb Speed 4

Las GOmeb Speed 4 se aprovechan más cuanto mejor es nuestra técnica de carrera a pie y no lo digo porque se pueda correr más rápido con ellas sino porque se van a poder correr distancias y tiempos más largos con ellas.

Quien tenga una buena técnica podría utilizarlas prácticamente como zapatillas mixtas cañeras o si es de los que habitualmente entrenan con zapatillas de ese segmento o zapatillas de natural running tirando a ligeritas, lo mismo hasta se anima a usarlas para todo y se lo pasará pipa con ellas, porque cuando toque acelerar aprovechará su buena respuesta y efecto catapulta y, cuando vaya rodando más tranquilo, no las notará excesivamente exigentes, ni por tacto ni por flexibilidad ni por nada.

Si a ese perfil de usuario le añadimos una pisada de mediopié o antepié, pues miel sobre hojuelas porque permiten apoyar planito perfectamente y sacarle todo el partido a la homogeneidad y continuidad de la dinámica de la pisada y a su gran base de apoyo.

En cualquier caso, las calce quien las calce, casi tendrá que mirar de vez en cuando a sus pies porque podrá pensar que no las lleva puestas ya que sus menos de 190 gramos (178 gramos en el 8.5 USA) son sorprendentes para unas zapatillas que se dejan estirar tan fácilmente.

Personalmente, cuando más las he disfrutado ha sido a ritmos entre 3’30”/km y 4’15”/km con frecuencias de zancada tirando a altas porque te sientes como un elfo, casi ni haces ruido al pisar y, apenas has apoyado el pie, ya estás saltando al siguiente paso. Una delicia, os lo aseguro.

Mientras vayas por superficies lisas o de tierra compacta, dales sin miedo toda la candela que quieras, no te preocupes de si está seco o mojado, te puedes despreocupar. Pero si vas a tener que pasar por algún trozo de césped, sobre todo si está mojado, presta un poco de atención porque, aunque no deberías tener excesivos problemas, el agarre probablemente no sea el mismo que traías.

No os preocupéis tampoco por el calor o la lluvia porque del primero ni os vais a enterar ya que dejan pasar el aire por poco que haga (de hecho, con unos calcetines finitos lo podéis hasta notar en la parte superior de los dedos) y, de lo segundo, aunque calen inmediatamente, secan con tanta o más rapidez así que no vais a ir nunca con el molesto chof chof.

Puesto a buscarles alguna pega en la dinámica, como seguramente os podéis imaginar, el tema de los giros o cambios de dirección bruscos ya que, con tanta amplitud en la horma, el pie puede sentirse un poco falto de sujeción. La verdad es que es una pena porque el agarre es bueno, la mediasuela no comprime mucho y no flanea nada… Con lo que, si quedara el pie algo más sujeto, se podría clavar con mucha seguridad incluso en giros de 180 grados.

Usuario tipo de las Skechers GOmeb Speed 4:

  • Las Skechers GOmeb Speed 4 son unas zapatillas para corredores neutros de cualquier peso que quieran unas zapatillas voladoras no radicales muy ligeras, bastante flexibles, bajitas y planitas para utilizar principalmente en superficies lisas sabiendo que vas a poder ir con ellas prácticamente a cualquier ritmo.
  • Perfectas para competiciones de media y larga distancia, tanto en asfalto (media maratón y maratón) como, sobre todo, en triatlón.
  • Las tendría muy en cuenta si fuera un corredor con una técnica de carrera a pie decente, sobre todo si fuera de los que gustan de correr con zapatillas bajitas y planitas pero que no sean excesivamente radicales.
  • A tener en cuenta por los corredores que quieran unas voladoras en las que puedan poner plantillas personalizadas sin tener problemas por anchura en la base.

Skechers GOmeb Speed 4

Skechers GOmeb Speed 4
8.6

Chasis y estabilidad

9/10

    Amortiguación

    9/10

      Ajuste y horma

      8/10

        Upper

        9/10

          Suela

          9/10

            Lo mejor

            • Mucha respuesta sin ser agresivas ni exigentes.
            • Muy ligeras.
            • No se nota nada el “bulto” del M-Strike.
            • Versatilidad de ritmos.
            • Upper muy transpirable.

            A mejorar

            • El upper hace algunas dobleces que pueden molestar.
            • Agarre en césped algo justito.
            • Ya no incluyen los cordones elásticos que traían antes “de propina”.

            3 Comentarios

            1. Gran análisis, Rodrigo!
              La verdad que sí han cambiado respecto a la anterior versión, la cual he probado bastante… Y de lo más versátil que pueda haber en el mercado para mi gusto. Pocas pegas les veo realmente, porque el bulto del mediopié apenas lo notas aunque se siente “raro” si no estás acostumbrado, eso sí; pero no llego a verlo como punto negativo.
              Respecto a la dinámica, muy ágiles y repondonas, van perfectamente a ritmos de 4-4’30 pero también saben ir sub 3 si es necesario (sí, sin despeinarse)… Lo único que pasa es que hay modelos más ligeros y menos aparatosos, digamos que menos “zapatón” ya que para mi gusto son algo voluminosas, pero al no ser radicales es normal.
              Ya si hablamos de la suela, no veo porqué todo mundo las critica tanto: A mí me están durando mucho y el rendimiento no decae para nada con el paso de los km, es más, el agarre es tan tremendo que pocas veces he probado unas zapas que te animen a pisar acelerador a muerte incluso en condiciones desfavorables… Las habré metido en todos los terrenos y les da igual cual sea porque lo dan todo. Para mí era una virtud de las gomeb 3. Haber elegido ese material blandito que se aferra que da gusto a cualquier superficie, una delicia.
              Vamos, deben estar bestiales esas gomeb 4, seguro.
              Lo dicho, gran review!
              Saludos

              • Samu, ahora el bulto se nota aún menos, entre otras cosas, porque la suela es más planita, ya no tiene los circulillos. Lo de que fuera un punto negativo era por los talonadores, que sí se podían quedar un poco clavados si no tienen una buena dinámica de la pisada que permita rotar rápido el pie, para esos casos, no va bien el M-Strike tan marcado que tenían antes las Skechers.

                Lo de ir a “sub 3’/km” con las GOmeb Speed 4, se puede, sin duda y, si no, que se lo pregunten a ese gallego que las llevó a ser campeonas de España de Maratón (no sé si era ya con este modelo pero seguro que ha hecho muchos kms con unas GOmeb Speed 4 a menos de 3’/km) pero esa horma tan amplia no es lo más recomendable, eso es innegable.

                En cuanto a la suela, yo siempre la he defendido, pero no en esta versión sino en todas. Quien rasque suelo, nada, en dos telediarios se las ventila pero si no, te aguantan 500K o más sin problemas, te lo digo con experiencia propia con las primeras GOrun Speed y también con las GOmeb Speed 3 a las que también le haría más de 300K y están prácticamente a mitad de vida útil.
                En cuanto al agarre, también lo he destacado siempre y, como anécdota pongo siempre la misma: carril bici, noche, mojado, bajo un puente, musgo… y agarran, ¡¡¡tela!!!

                Las GOmeb Speed 4 van de coña, te lo aseguro pero, eso sí, cambian cosas respecto a las tres anteriores y, eso, a algunos no le ha gustado… aunque a mí me parecen muchísimo mejores (salvo por el tema de las dobleces del upper.

                Me alegro de que te haya gustado la review, gracias!!!

                • Gran respuesta, Rodrigo, coincido en todo. No puedo estar más de acuerdo.
                  También creo que gomeb van perfectas sobre 3’30 el km y no tanto sub 3… Por lo mismo que comentas sobre la horma (pero si hace falta, saben hacerlo).
                  Lo del agarre te lo creo perfectamente, es más, doy fe de ello, jajaja!
                  Ya veo por dónde van los tiros en cuanto a las mejoras de estas gomeb 4… Quizás la mayor amplitud de horma vaya mejor a los natural runners, pero ya en la gomeb 3 es lo que comentas, ya era amplia para volar bajo.

                  Pd: En cuanto a lo de durabilidad de suela de las gomeb 3, creo que les habré hecho 200km más o menos y que me llegarán a unos 600km; exactamente lo mismo que tú has apuntado

            Escribir respuesta

            Please enter your comment!
            Please enter your name here

            Notificarme los nuevos comentarios por Email. También puedes suscribirte sin comentar.